aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Frenan la discusión de reforma antiobesidad

Juan Arvizu| El Universal
Viernes 09 de abril de 2010
Pendiente, erradicar comida “chatarra” y el ejercicio obligatorio en escuelas

[email protected]

La votación de una reforma a la Ley General de Salud para desterrar la comida chatarra de las escuelas e introducir la práctica diaria de ejercicios físicos fue retirada del orden del día de la sesión de ayer en la Cámara de Diputados, de manera sorpresiva, lo que generó reclamos del PRI, que acusó al presidente de la Mesa Directiva, el panista Francisco Ramírez Acuña, de desaseo político, y advirtió la injerencia en el proceso legislativo del secretario de Educación Pública, Alonso Lujambio.

El diputado Antonio Benítez Lucho (PRI), quien es secretario de la Comisión de Salud, la cual emitió el dictamen a favor de las reformas que serían aprobadas, pues tienen el consenso de los grupos parlamentarios, dijo que el asunto fue “bajado”, por la intervención del titular de la SEP, Alonso Lujambio.

De acuerdo con Benítez Lucho, el presidente de la Comisión de Salud, Miguel Antonio Osuna Millán, detuvo el proceso para la aprobación de la reforma, luego de que Lujambio le pidió “enriquecer el dictamen” de reforma.

Al respecto, el vicecoordinador de Proceso Legislativo del Partido Acción Nacional (PAN), Carlos Alberto Pérez Cuevas, rechazó de manera categórica que haya habido injerencias externas en la decisión de bajar el tema del destierro de la comida chatarra de las escuelas.

En entrevista con este diario aseguró que las reformas serán votadas el martes próximo, y dijo que cuentan con el consenso de los panistas.

Los priístas, entre ellos la diputada Cristina Díaz Salazar, iniciadora de la reforma, no aceptaron las gestiones de Osuna Millán, quien, sin tener el apoyo de la mesa directiva de la comisión, envió un oficio al presidente de la Mesa Directiva Francisco Ramírez Acuña (PAN), para que retirara del orden del día los temas enlistados para ser votados, de su órgano legislativo.

Solicitud urgente

Miguel Antonio Osuna Millán no respondió teléfonos, los diputados priístas dijeron que estaba reportado como enfermo, y Pérez Cuevas confirmó que no estuvo en el salón de sesiones, pero que firmó la petición de bajar el asunto que se hubiera votado ayer.

Ramírez Acuña dio cuenta a la asamblea de una comunicación en la que la Comisión de Salud “solicita de manera urgente que sus dictámenes a discusión sean recorridos para el martes 13 de abril”.

La diputada María Cristina Díaz le dirigió un extrañamiento a Ramírez Acuña, porque avaló una acción unilateral e irregular, y desconoció el documento que aceptó el jalisciense.

La legisladora priísta, dijo que si Ramírez Acuña “no retira esta petición, vamos a desconocer al presidente de la Comisión de Salud (Osuna Millán), porque no puede trabajar de manera unilateral”.

El panista Francisco Ramírez Acuña le contestó: “Proceda como usted lo considere y su bancada también”.

Ante ello, el vicecoordinador del PRI, Jorge Carlos Ramírez Marín, pidió respeto a la reclamación de orden de la diputada Díaz, pues el oficio que atendió Ramírez Acuña no llevó las firmas requeridas, por lo que el trámite no lo acepta la mayoría de la comisión.

Y sobre lo dicho de que “hagamos lo que queramos, sepa, presidente, que siempre hacemos lo que debemos”.

El presidente de la Cámara de Diputados contestó que no faltó al respeto a nadie, y tampoco estará atento “a las amenazas que se puedan presentar”.

Están en su derecho de remover al presidente de la Comisión de Salud.

En entrevista la diputada Cristina Díaz deploró la actitud de Ramírez Acuña, que calificó como desaseo político, y sostuvo que el dictamen detenido deberá de ser debatido y votado, seguramente a favor, por el pleno el martes.

Consideró probable que el lunes haya reunión de la Comisión de Salud para conocer los aspectos con que la Secretaría de Educación Pública desea “enriquecer el dictamen” y que finalmente habrá reforma anti comida chatarra, como lo apoya la mayoría en San Lázaro.

En conferencia, diputados de los partidos Revolucionario Institucional, Verde Ecologista de México, de la Revolución Democrática y Nueva Alianza consideraron que es “un problema grave” que en la Cámara de Diputados se sigan presiones externas, que motivaron bajar el tema de la ronda de votaciones, lo cual fue “una sorpresa y un mal trago”, dijo Carlos Alberto Ezeta, del PVEM.



comentarios
0