aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Historia Lograron sacarlos vivos del deslave

Julián SánchezEnviado| El Universal
Martes 24 de septiembre de 2013
<B> Historia </b> Lograron sacarlos vivos del deslave

RESCATE. Luego de 8 días en que fueron rescatados del alud que cayó en su comunidad, los hermanos Cecilio y Rubén pudieron ser trasladados en helicóptero de la Marina a un hospital . (Foto: JORGE SERRATOS EL UNIVERSAL )


[email protected]  

ZIHUATANEJO, Gro.— “Auxilio, auxilio. Ayúdennos por favor”, gritaba Rubén, quien después de estar unos minutos inconsciente al caerle un alud luchaba desesperado, aún con fractura en costillas y cadera, por sacar a su hermano Cecilio que creyó muerto.

“Cecilio sangraba de la boca y la nariz, estábamos llenos de lodo, veníamos de trabajar un rato intentando abrir el camino porque estamos incomunicados”, contó Rubén, quien vive en la comunidad de El Durazno.

“Fueron cuatro días y sus cuatro noches las que llovieron”, al referirse al fin de semana del pasado puente de fiestas patrias. Y aún sigue lloviendo todos los días, pero las precipitaciones son intermitentes.

Apenas ayer, lunes, pudieron llegar por la mañana elementos de la Armada de México, pues las condiciones no permitieron hacerlo antes. Según el reporte médico, si hubieran tardado dos días más Cecilio hubiera fallecido.

“Su estado es grave, tiene traumatismo cráneoencefálico severo, tiene los rasgos de ojo de mapache, tiene contusión ocular en un ojo, eso nos da una gravedad y posiblemente tiene un sangrado a nivel cerebral. Hay que hacerle un escaneo para ver en dónde tiene el sangrado, hay que verificar hueso y columna por si hay una posible fractura y tardará de dos a tres meses en sanar”, según el parte que dio el médico Javet Flores Ramos.

Un bebé de cuatro meses de edad no corrió la misma suerte de Cecilio. Aún no tenía nombre, no lo habían bautizado, su madre Almendra Hidalgo lo vio morir después de tres días de vómito constante y nada pudo hacer porque desde el 15 de septiembre quedaron bloqueados los accesos a esta comunidad de El Durazno, ubicada a 2 mil 800 metros sobre el nivel del mar, la población que se encuentra más arriba. Ni a Tierra Caliente, ni a la costa pueden salir.

La localidad más cercana, Petatlán está a seis horas de camino, por lo que hombres del lugar se han dedicado a trabajar para abrir uno de los caminos bloqueado con lodo y grandes piedras.

Rubén y Cecilio eran los últimos en regresar el lunes pasado, iban en su cuatrimoto, vehículo común de transporte entre la población de El Durazno, cuando se les vino encima un alud que los alcanzó dejándolos casi sepultados.

“Si no hubiera sido porque está una casa cerca, mis dos hijos tal vez hubieran muerto”, dijo su padre Dalmasio Cortés Arriola, quien comentó que enseguida corrieron sus otros tres hijos varones y primos para auxiliarlos.

“A los dos los vimos muy mal, están muy mal, pero más Cecilio. Apenas tiene 16”, subrayó preocupado el hombre".

Rubén, quien a sus 27 años de edad y con dos hijos confirma lo dicho por Dalmasio: “Fue un deslave, andábamos destapando los caminos para conseguir víveres y cuando veníamos de regreso se vino un deslave y nos alcanzaron a pegar unas piedras y nos calló el lodo encima”.

—¿Cómo fue que alcanzaste a pedir ayuda?, se le preguntó.

—Pues quedé inconsciente, después de que volví de inconsciente, comencé a pedir ayuda. Gritaba ‘¡auxilio ayúdennos por favor!’, pues estaba yo bien desesperado, pensé que mi hermano se había muerto y yo ya no podía más, me dolían las costillas y la cintura y todo, casi no tenía voz. No se de dónde saqué fuerzas en ese momento.

Cecilio, el más joven, no podía hablar, apenas balbuceaba.

—¿Cómo te llamas?, se le preguntó cuando lo llevaban en una camilla familiares y elementos de la Armada de México.

—“No escucha, hay que hablarle fuerte”, dijo su papá.

— ¿Cómo te llamas?, se le insistió al joven.

—“Cecilio”, respondió y luego dijo no acordarse que fue lo que le pasó a Mujeres de El Durazno piden medicinas, los médicos de la Armada de México dejaron dos bolsas de medicamentos y dieron ahí unas 20 consultas.

Los habitantes de la comunidad piden al gobierno que los ayude a reabrir la comunicación terrestre, su enlace con el resto del mundo, que hoy permanece cerrado.



comentarios
0