aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




SRE trabaja para hallar a 4 mexicanas desaparecidas

Silvia Otero| El Universal
Martes 12 de noviembre de 2013

[email protected]  

Aún no hay acceso a la zona, pero las autoridades de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) trabajan para contactar a las cuatro religiosas mexicanas que estaban de misión en la ciudad de Ormoc, en la isla de Leyte en Filipinas, cuando el tifón Haiyan impactó el archipiélago.

Julio Camarena Villaseñor, embajador de México en Filipinas, detalló en entrevista con EL UNIVERSAL que hasta anoche, sólo estas cuatro monjas faltaban por ser contactadas, “pero eso no significa que estén desaparecidas, lo más seguro es que están bien”, pues estaban en el área rural de Ormoc y no en la costa, que fue el área que sufrió más los embates del meteoro.

Aunque no reveló sus nombres, ya que de acuerdo a las reglas que existen en materia de protección consular, sus datos no pueden ser divulgados sin su consentimiento o el de sus familiares, la congregación religiosa a la que pertenecen ha sido informada sobre las labores que se realizan para llegar al área donde ellas se encuentran.

El diplomático detalló que incluso antes de que Haiyan tocara tierra la noche del viernes, el personal de la Embajada contactó vía telefónica y por correo a la comunidad mexicana en las islas, una población de 300 personas registradas, que hoy están fuera de peligro, de acuerdo con el reporte de la representación.

Camarena Villaseñor informó que sólo 17 connacionales estaban en el área más dañada por el tifón, en las islas de Leyte y Samar; 13 de ellos ya han sido ubicados y están bien, “aunque algunos están asustados, preocupados, pero la Embajada está lista para brindarles la asistencia que requieran”, aunque de momento ninguno ha solicitado su evacuación.

De hecho, detalló el embajador, dos de los mexicanos eran turistas que continuaron su viaje en Asia, mientras los 11 restantes ya están ubicados; algunos son empleados de empresas como Femsa y Cemex que han decidido permanecer en sus puestos, y otros son religiosos, seminaristas o misioneros, que optaron por quedarse en Filipinas para apoyar a la población afectada.

El embajador indicó que la representación seguirá pendiente de la condición de estos connacionales. “Hay escasez de alimentos, agua y medicamentos para atender a la población, por lo que hay que estar atentos a estas necesidades, aunque las zonas más dañadas son en la costa y nuestros connacionales en su mayoría se ubican en las grandes ciudades filipinas, pero nos mantendremos pendientes”, expuso el diplomático.



Ver más @Univ_Mundo
comentarios
0