aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Mataron a agente con arma de Texas

J. Jaime Hernández/ Corresponsal| El Universal
Martes 01 de marzo de 2011
Mataron a agente con arma de Texas

ALERTA. Se calcula que 20 mil armas ilegales ingresan al país al año. Estudios indican que salen de armerías de Arizona . (Foto: ARCHIVO EL UNIVERSAL )

El origen del arma fue establecido luego del rastreo de los registros de venta y de indagatorias realizadas en México y Estados Unidos, dio a conocer la agencia para el Control del Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos (ATF, por sus siglas en inglés)

[email protected]

WASHINGTON.— El arma utilizada para asesinar al agente estadounidense Jaime Zapata, en San Luis Potosí, fue adquirida a través de una red de contrabandistas de armas que operaba desde hace tiempo en Lancaster, al norte del estado Texas.

Confirmaron fuentes de la agencia para el Control del Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos (ATF, por sus siglas en inglés) que el origen del arma fue establecido luego del rastreo de los registros de venta y de intensas pesquisas realizadas en México y Estados Unidos.

Las investigaciones llevaron el sábado hasta Lancaster, en los suburbios al sur de la ciudad de Dallas, donde tres hombres fueron detenidos ayer por estar involucrados en la venta y tráfico ilegal del rifle de asalto que terminó en las manos de los asesinos del agente de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE) Jaime Zapata.

Los nombres de los detenidos son Otilio Osorio, Ranferi Osorio y Kevin Morrison. Su arresto ha sido el resultado de una investigación conjunta entre la policía local, el Departamento de Seguridad Pública de Texas, la ATF, la ICE y el FBI, informó la cadena Fox.

El agente Zapata fue asesinado el 15 de febrero en una carretera en el estado de San Luis Potosí. En ese mismo hecho, el también agente de ICE Víctor Ávila resultó herido, luego de que presuntos integrantes de Los Zetas lo interceptaran.

Aseguraron agentes de la ATF que participaron en la investigación, la compra-venta del arma de asalto estaría relacionada con una red de contrabandistas de Texas que tenían relaciones directas con los cárteles.

La red de contrabando

Tras la incautación de tres armas de fuego presuntamente conectadas con el homicidio de Zapata los investigadores encontraron que al menos una de ellas llevaba a Otilio Osorio, quien según fuentes policiales citadas por medios, junto con Ranferi es sospechoso de pertenecer a los cárteles mexicanos. Morrison es su vecino y se cree que compró el arma. Los tres sospechosos fueron presentados ante la corte ayer.

“Este ha sido el clásico esquema de tráfico de armas que hemos estado investigando durante cierto tiempo”, afirmó el agente especial de la Agencia de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos Robert Champion, al decir que la red de contrabandistas que ha sido desmantelada tenía sus conexiones con cárteles mexicanos que se habrían encargado de reclutarlos para comprar armamento en las ferias de armas que hay en Texas.

Los cárteles “reclutan a individuos en esta área de Texas y luego les piden que vayan a las ferias de armas con el único fin de comprar armamento y munición. Creemos que han creado sus propias redes de contrabando”, aseguró Robert Champion, en una primera rueda de prensa realizada en Texas.

Junto con el estado de Arizona, Texas es uno de los puntos de suministro favoritos de los cárteles que se benefician de la existencia de hasta 8 mil armerías distribuidas a lo largo de la frontera con México.

A pesar de ello, la ATF tiene el mismo número de agentes asignados a ese estado desde la década de los 70, una realidad que ha sido favorecida por el poderoso lobby de la Asociación Nacional del Rifle (NRA) en el Congreso de Estados Unidos.

Apenas en enero, la ATF insistió ante la Casa Blanca sobre la necesidad de establecer un mayor control sobre la compra venta y tráfico ilegal de armas de asalto que van a parar a los cárteles mexicanos y otros.

En una iniciativa respaldada por ATF y un grupo de 500 alcaldes en todo el país —agrupados en torno a la organización “Alcaldes contra la venta ilegal de armas”—, se sugirió a la Casa Blanca la posibilidad de ampliar, mediante cartas de demanda, la obligatoriedad para que las armarías de los estados de Texas, Nuevo México, Arizona y California reporten la venta múltiple de armas de alto poder.

Si una tienda de armas con licencia federal vende más de dos pistolas a la misma persona en un lapso de cinco días laborales, la tienda tiene que notificar de esta compra a la ATF. Sin embargo, si esa misma armería vende diez o 15 AK-47 a un individuo, este requerimiento no lo obliga a notificar a la ATF.



comentarios
0