aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Policías atacan a normalistas en Guerrero

Vania Pigeonutt / Corresponsal| El Universal
Domingo 28 de septiembre de 2014

Video. La Procuraduría General de Justicia de Guerrero confirmó que durante los hechos violentos suscitados este sábado en Iguala, municipio de la región Norte del Estado, murieron seis personas y 17 resultaron lesionadas

Policas atacan a normalistas en Guerrero

VELORIO. David Josué García Evangelista, de 15 años, es uno de los fallecidos en el ataque, pertenecía al equipo "Los Avispones de Chilpancingo". (Foto: EDUARDO GUERRERO / EL UNIVERSAL )

Dos normalistas y otras tres personas muertas fue el saldo que dejaron, en hechos distintos ocurridos en Iguala, los ataques de policías municipales y presuntos sicarios en contra de alumnos de la Normal Rural de Ayotzinapa Raúl Isidro Burgos y un autobús donde viajaban jugadores del equipo de futbol de tercera división Los Avispones de Chilpancingo

[email protected]

FIN DE SEMANA TRÁGICO Mapa

CHILPANCINGO

Policías municipales de Iguala y un grupo de sujetos armados dispararon contra autobuses de pasajeros donde viajaban normalistas, además de disparar contra otros tres vehículos, entre estos el camión en el que se trasladaban los jugadores del equipo de futbol de tercera división de Guerrero, “Los Avispones de Chilpancingo”.

En los hechos murieron seis personas en cuatro diferentes momentos: dos normalistas, dos integrantes del equipo de futbol, una mujer que viajaba en un taxi de ruta Iguala-Chilpancingo y un hombre que fue encontrado desollado, que vinculan con los estudiantes.

El secretario de Salud, Lazáro Mazón Alonso, informó que en esos ataques 17 personas resultaron heridas, cuatro fueron dadas de alta del hospital general de Iguala, donde se atendió a la mayoría de lesionados; una fue trasladada a la ciudad de México sin que se informara a detalle de su estado de salud, dos personas más, entre ellos el dirigente del Sindicato de Trabajadores del Colegio de Bachilleres, Alfredo Ramírez, están hospitalizadas en Chilpancingo.

Tras los hechos de violencia, el gobierno del estado informó que fuerzas federales y estatales tomaron el control del municipio hasta que se esclarezcan los hechos.

Mientras, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) ejerció su facultad de atracción e inició expediente de queja por el ataque en Iguala; para ello, un grupo de visitadores adjuntos —formado por abogados, médicos y psicólogos— investigarán los hechos en ese estado.

Los hechos

El primer incidente se registró alrededor de las 21:30 horas del viernes. De acuerdo con versiones de alumnos de la Normal Rural de Ayotzinapa, "Raúl Isidro Burgos", estudiantes de primero y segundo año que regresaban de Iguala a Tixtla, donde está su escuela, fueron baleados, lo cual calificaron como “una acción con saña”.

Policías municipales persiguieron a los estudiantes cerca de cinco minutos, desde la central de autobuse, donde los normalistas “tomaron prestados” tres camiones de línea; Daniel Solís Gallardo, originario de Zihuatanejo murió en ese ataque, luego de que fue alcanzado por varios impactos de bala.

Unos 100 normalistas realizaron una actividad de boteo en la cabecera municipal de Iguala para juntar dinero para sus prácticas, porque, aseguraron sus compañeros, la Secretaría de Educación Guerrero no les da suficiente presupuesto para la compra de materiales.

Esas actividades las realizan frecuentemente en varias ciudades del estado, así como el cierre de carreteras y la toma de camiones, en especial cuando realizan marchas o se trasladan a otros estados.

Dos horas y media después de que en las redes sociales se comentaba el ataque de los policías, un segundo grupo —sin identificar— sorprendió a normalistas, maestros de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG) y reporteros, tras una conferencia de prensa para dar a conocer la agresión.

En Periférico Norte, donde estaban reunidos el grupo de personas, pasaron varios sujetos armados a bordo de una camioneta y dispararon, según los normalistas, por un lapso de unos 15 minutos. Ahí, Yosivani Guerrero, originario de Tixtla, falleció.

Sobre la calle Juan Álvarez quedaron los tres autobuses —dos de la línea Costa Line y uno de la empresa Estrella de Oro—, así como cuatro vehículos más y una motocicleta, todos con impactos de balas, al parecer de calibre .223 (AR-15), precisó la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE).

El tercer hecho se registró después de la medianoche —también por un grupo sin identificar—, sobre la carretera federal Iguala-Chilpancingo, por donde viajaban “Los Avispones de Chilpancingo”, después de que jugaron un partido de futbol contra el equipo de tercera división de Iguala; en estos hechos falleció David Josué García Evangelista, de 15 años, y el chofer del autobús de la empresa Castro- tours, Víctor Lugo Ortiz; además, una mujer que viajaba en un taxi.

Un cuarto hecho fue el hallazgo, ayer por la mañana, de un hombre de unos 18 años desollado, a quien le arrancaron los ojos y quedó tendido en el asfalto sobre la avenida Periférico Norte; los normalistas dijeron que podría tratarse de uno de sus compañeros.

El procurador Iñaky Blanco, acompañado de varios funcionarios del gobierno que encabeza Ángel Aguirre Rivero, y el presidente de la Comisión de Derechos Humanos del estado, Ramón Navarrete, ofrecieron una conferencia en la que se reconoció la participación de los policías, según lo que declararon hasta el sábado a las 14:00 horas unos 30 normalistas.

Dijo que los policías, cerca de 200, fueron desarmados y encuartelados; además, declararán en calidad de testigos, hasta que se determine su responsabilidad. El alcalde de Iguala, José Luis Abarca, también condenó los hechos vía comunicado y canceló su segundo informe de labores.

Iñaky Blanco señaló que no hay detenidos y unos 100 normalistas rendirán su declaración; dijo desconocer porqué estudiantes aseguraban que hay 25 desaparecidos.

Explicó que no se sabe si hay alguna relación entre los policías municipales que dispararon en los primeros hechos con los sujetos armados que atacaron después a normalistas, maestros y reporteros. Dijo que se investigarán los vínculos entre los cuatro hechos.

Luto en dos municipios

El clima en Iguala es de zozobra, de acuerdo con vecinos y comentarios en redes sociales; la gente estableció un virtual toque de queda hasta que haya garantías para salir a las calles. Anunciaron que cerrarían los antros y varios pobladores se dijeron “de luto”.

Incluso, reportaron que el viernes algunos jóvenes que se divertían en centros nocturnos se quedaron prácticamente encerrados, mientras que el sábado la población prefirió no salir de sus domicilios.

El anfiteatro de Chilpancingo guardó los momentos más tristes de muchas familias. El equipo que subsidia el municipio y la Federación Nacional del Deporte, arribó escoltado por policías estatales. La escena consternaba: futbolistas semiprofesionales abrazaban a familiares y mostraban sus heridas.

Lamentaban la muerte de David, a quien velaron ayer. Iban 29 personas en el autobús —18 jugadores, el equipo técnico y el chofer, quien también murió—; dijeron que no vieron quién los atacó porque se tiraron al piso del vehículo.

Juan Perales, de 17 años, mostró cómo las balas le rozaron la espalda. En su testimonio se soltó a llorar porque no puede superar el haber visto morir a David.



comentarios
0