aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




En 2014 67 mil niños de México y Centroamérica huyeron sin compañía a EU

Natalia García| El Universal
18:00Jueves 19 de febrero de 2015

En 2013 el número de niños no acompañados que llegaban a Estados Unidos procedentes de El Salvador, Guatemala y Honduras se multiplicó por más del doble para llegar a 21 mil 537 infantes.. (Foto: Especial )

De la cifra general, 15 mil 634 niños aprehendidos en la frontera sur eran mexicanos

[email protected] 

Un estudio del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) respecto a los niños migrantes no acompañados que llegan a Estados Unidos desde América Central y México reveló que en 2014, la Patrulla Fronteriza aprehendió a 68 mil 631 niños no acompañados.

Esta cifra comprende 16 mil 404 niños de El Salvador, 17 mil 57 de Guatemala, 18 mil 244 de Honduras y 15 mil 634 niños de México aprehendidos en la frontera sur.

El ACNUR es una organización internacional e intergubernamental de las Naciones Unidas (ONU) que es responsable de proveer protección internacional a los refugiados y a otras personas de interés, así como de buscar permanentemente soluciones a sus problemas, junto con los gobiernos.

El estudio Niñez y migración en Centro y Norte América: causas, políticas, prácticas y desafíos se apoyó en entrevistas profundas a 404 niños no acompañados provenientes de El Salvador, Guatemala, Honduras y México, todos los cuales formaban parte de la oleada que comenzó en 2011, para conocer las razones para tomar la decisión de huir de sus países de origen.

Asimismo, buscó determinar si la oleada reciente de niños no acompañados y separados se debe a un aumento de los niños de estos países con necesidades de protección internacional.

Según este documento, a partir de octubre de 2011, el Gobierno de Estados Unidos registró un aumento, conocido como “la oleada”, en el número de niños no acompañados que llegaba a su país desde El Salvador, Guatemala y Honduras, ya que en conjunto, el número total de infantes pasó de cuatro mil 59 en 2011 a 10 mil 433 en 2012, cifra que se multiplicó por más del doble una vez más en el año 2013 para llegar a 21 mil 537 niños.

Por su parte, informa que el número de niños procedentes de México continúa superando estos números. En 2011 se aprehendieron 13 mil niños mexicanos, lo que aumentó a 15 mil 709 en 2012 y alcanzó los 18 mil 754 en 2013.

A diferencia de los niños no acompañados que llegan de América Central, la mayoría de los mexicanos fueron devueltos inmediatamente a México después de no más de uno o dos días de estar bajo la custodia de las autoridades estadounidenses.

¿Por qué se fuga la niñez?

Los dos tipos de daños predominantes que surgen de los relatos de los niños son la violencia de actores criminales armados y la violencia en el hogar. De los entrevistados, 48 % de los niños compartieron experiencias sobre la manera en que les había afectado directamente la violencia creciente de los actores armados del crimen organizado.

En el caso particular de México, el reclutamiento y la explotación dentro de la industria criminal del tráfico de personas; es decir, captar a niños mexicanos en una empresa criminal que se dedica a guiar a otros en el cruce ilegal de la frontera de México a Estados Unidos, afectó a 38% ellos, lo cuales forman parte del 48% que tenían miedo o habían sufrido daños por la violencia criminal.

De acuerdo con el texto Desplazamiento forzado y necesidades de protección, mencionado en el estudio Niñez y migración en Centro y Norte América: causas, políticas, prácticas y desafíos la inestabilidad, la violencia y la falta de disponibilidad de protección del Estado son factores determinantes de la migración de niños.

En dicho texto se identifica a los niños no acompañados como una de las poblaciones más vulnerables a los elementos del crimen organizado. Se descubrió que las organizaciones criminales cuentan con sistemas funcionales para ejercer control sobre territorios estratégicos y sus actividades generan desplazamiento forzado, lo que “se evidencia con mayor intensidad en los últimos 3 años”.

Asimismo, 85 de los niños entrevistados contaron que habían sobrevivido al abuso o la violencia en sus casas por parte de sus cuidadores, mientras que un 11% señaló que habían sufrido o tenían miedo a sufrir tanto violencia en la sociedad como abusos en sus hogares.

También, el estudio del ACNUR arrojó la soledad y la incertidumbre son las dos razones fundamentales por las cuales los 404 niños entrevistados huyen de sus países de origen. En total, el ACNUR identificó que en 58% de los testimonios, las razones para huir o el daño que habían sufrido conllevaba a preocupaciones en materia de protección internacional.

Asimismo, la unidad familiar y la falta de oportunidades significativas fueron temas recurrentes en los relatos de los niños. El 27% de los niños señaló que la reunificación familiar era una razón para huir, mientras que 14% dijo que era la única razón.

Del total, 328 niños dijeron que tenían previsto reunirse con un familiar en Estados Unidos o habían huido en busca de mejores oportunidades como asistir a la escuela o encontrar trabajo.

El 36% dijo que uno o ambos progenitores vivían en Estados Unidos; sin embargo, solo 59% declaró que reunirse con un familiar era una de sus razones para huir de sus países de origen.

En cuanto a razones económicas, 215 (53%) infantes dijeron que las oportunidades económicas eran una razón para salir de sus países de origen; sin embargo, solo 6% ofreció  esta única razón. El 25% señaló que estaba buscando un futuro mejor y 19% dijo que una razón era asistir a la escuela.

En cuanto a la protección del Estado,  11 niñas y 6 niños señalaron que no podían contar con dicha protección o que tenían miedo de buscarla por temor a que fuera un esfuerzo inútil y pudiera incluso provocarles daño.



comentarios
0