aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




"Un bache le costó el día"

Magali Téllez| El Universal
04:55Lunes 01 de diciembre de 2014

OPINIÓN. "Los baches son un riesgo de movilidad, porque no quiero pensar cuántas personas van manejando, con niños, que se encuentran un bache y se exponen a un accidente" Luis Miguel Morán Guerrero, automovilista. (Foto: ESPECIAL )

Sitios Relacionados:


[email protected]

El descuido por parte de las autoridades responsables de cubrir los hoyos en las arterias de la ciudad, fue la causa de que Luis Miguel Moran Guerrero pagara 6 mil 300 pesos por la reparación de un rin y una llanta, pues al salir por avenida Ejército Nacional e incorporarse al Periférico, cayó en un bache que le hizo perder la rueda delantera del lado derecho.

“Caí en el bache y se me daño la llanta y el rin. Tenía temor en que se hubiera dañado también el cárter del vehículo y se hubiera perforado, pero afortunadamente todo quedó en una llanta”, relató el conductor.

Realizar un gasto sin planear no fue el único disgusto. El automovilista, además de haber invertido en su carro, sufrió estragos en el trabajo. “Iba a la colonia Del Valle a ver a dos proveedores. Me costó el día y eso afectó en que no pude ver al que creí que iba a ser mi cliente porque ya no me fue posible, y me agradeció que ya no fuera después.”

El automovilista recordó que en el lugar no había nada que delatara la fractura en el asfalto: “si hubiera un señalamiento por cada bache que uno se va encontrando en la ciudad de México, en Circuito Interior, en Periférico y en vías primarias; la empresa que fabrica señalamientos ya tendría utilidades y colaboradores hasta el año que viene”.

Después de lo sucedido, el afectado manifestó su inconformidad a las autoridades y a través de su cuenta de Twitter, escribió al Gobierno del Distrito Federal, a la Secretaría de Seguridad Pública (SSPDF) y a la Agencia de Gestión Urbana (AGU).

En cambio, las dependencias solicitaron que Luis Miguel indicara el tramo exacto donde había sufrido el percance para atender su denuncia y de ser posible, reparar el bache.

“Mi mayor inconformidad es el descuido en las calles; yo entiendo que parte de los recursos de la administración se han estado destinando hacia el transporte público e inhibir el uso del automóvil, sin embargo, viene el detrimento de las vías públicas, primarias y secundarias. Pero los baches son un riesgo de movilidad, porque no quiero pensar cuántas personas van manejando, adultos mayores, con niños, que se encuentran un bache y se exponen a un accidente y ¿quién paga los riesgos de nosotros y el resarcimiento del daño?”, expresó el conductor afectado.

Ante este panorama, Miguel Morán pidió que los responsables de bacheo de la ciudad de México presten atención en las vialidades, pues indicó que en el momento del percance es complicado descender del automóvil para tomar una fotografía, llenar un formato de denuncia, juntar la documentación y presentarse ante el Ministerio Público para solicitar el pago por el perjuicio.

“En el momento en que se dañó mi vehículo me dirigí a tomar fotografía del bache, pero me entraron tres llamadas en ese momento y lo único que hice fue resolver lo que no iba a poder cumplir. Ya me sentía bastante molesto y frustrado en ese instante”.

Aseguró que en su experiencia con las dependencias de gobierno, antes que “perder el tiempo”, en el momento la prioridad es cambiar una llanta, conseguir un rin y seguir su vida. “Lamentablemente la eficiencia gubernamental no es la misma que uno espera. La autoridad es incapaz de salir con un programa de bacheo”, concluyó.

jram 



comentarios
0


 

PUBLICIDAD