aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Ofenden ganancias por tráfico de migrantes: Iglesia Católica

En el editorial del Semanario Desde la Fe, la Arquidiócesis Primada de México señala que este delito genera un exorbitante capital para los delincuentes
Ciudad de México | Domingo 03 de abril de 2011 Miguel Ángel Sosa | El Universal13:35
Comenta la Nota

[email protected]  

La Iglesia Católica en México consideró que las ganancias que deja a la delincuencia organizada el tráfico de migrantes mexicanos hacia Estados Unidos escandalizan y ofenden a la sociedad mexicana.

El lunes pasado, Antonio Mazzitelli, representante de la Oficina Regional de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) para México, Centroamérica y el Caribe, informó que este negocio ilícito deja dividendos anuales de 6 mil 600 millones de dólares sólo por el tráfico de migrantes mexicanos a Estados Unidos.

El clero mexicano explicó que entre las ofensas provocadas por este fenómeno, está el hecho de que el delito de tráfico de personas "genera un exorbitante capital que sigue alimentando a un monstruoso cuerpo criminal".

En el editorial del Semanario Desde la Fe, la Arquidiócesis Primada de México detalló que estos actos provocan indignación derivado de que ninguna autoridad ha trabajado lo suficiente para salvaguardar la dignidad y los derechos humanos de los migrantes y sus familias.

"La migración forzada y la coacción de los migrantes no puede sino provocar dolor y vergüenza en la sociedad mexicana", dijo la jerarquía católica en el texto titulado "Tráfico de migrantes, omisión criminal".

La Iglesia Católica indicó que las agresivas medidas de control, las legislaciones antimigrantes y la tolerancia a grupos crueles y violentos que atentan contra la vida de migrantes, refleja el poco interés que tiene Estados Unidos de acabar con el tráfico de indocumentados hacia esa nación.

A la par, dijo que las autoridades mexicanas no sólo han hecho poco por salvaguardar la dignidad e integridad de los migrantes, sino que no hay una intención clara de buscar un acuerdo con el vecino país del norte para hacer realidad una reforma migratoria integral.
Una reforma, agregó, que transforme en política pública lo que hoy es un "jugoso" negocio criminal.

El clero mexicano dijo que "tal parece que en México se ha abandonado la pugna por esta necesaria e imprescindible reforma".

En días pasados, durante su participación en un foro sobre migración en Chiapas, Mazzitelli detalló que en promedio cada migrante mexicano paga entre mil y dos mil dólares; sin embargo, comentó que en el caso de los centroamericanos la cifra sería mayor.

Mediante su órgano de difusión, la Arquidiócesis Primada de México explicó que mientras sigan existiendo leyes que criminalizan a los migrantes y un desinterés de resolver las causas y consecuencias de la movilidad humana, los migrantes seguirán siendo objetivos muy rentables para las bandas criminales.

Además de que este fenómeno propicia el mantenimiento de un modelo de violencia, amedrentamiento y peligro para la relación bilateral, la seguridad y estabilidad entre Estados Unidos y México.

eca



Comenta la Nota.
PUBLICIDAD