aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




“Gobierno de EU, con visiones diferentes”

J. Jaime HernándezCorresponsal| El Universal
Viernes 11 de febrero de 2011

[email protected]

WASHINGTON.— La lucha de México contra los cárteles de la droga ha sacado a relucir el doble rasero de Washington, con pronunciamientos que no pocas veces han dejado al descubierto el choque de la diplomacia estadounidense con la visión o las prioridades de su política de seguridad doméstica.

A manera de ejemplo, expertos han resaltado los pronunciamientos más recientes, entre ellos el de la secretaria de Seguridad Interna, Janet Napolitano, quien el pasado miércoles llegó a sugerir una posible alianza entre la organización terrorista Al-Qaeda y Los Zetas.

Son pronunciamientos con los que “hacen noticia, pero no señalan políticas”, criticó Robert Leiken, director del Programa de México, Inmigración y Seguridad Nacional del Nixon Center.

“Me extraña lo que ha dicho Napolitano, ya que hasta el momento no hay prueba o evidencia alguna sobre esa posible alianza”, dijo.

“Lo que es obvio es que en esta administración hay distintas visiones (de las políticas y estrategias hacia México). Hay quienes ven, por ejemplo, la existencia de insurgencia, y hay quienes no lo consideran así”, añadió Leiken en alusión a los bandazos que han dado la secretaria de Estado, Hillary Clinton, y el subsecretario del Ejército, Joseph Westphal.

Para Andrew Selee, director del Instituto de México del Woodrow Wilson Center, las declaraciones demuestran “que existe desconfianza en las relaciones bilaterales, por lo que cualquier comentario abre reacciones.

“Cuando las cosas no van del todo bien, siempre se busca culpar o cuestionar al otro”, dijo sobre las dificultades que los países han encarado para responder al desafío de los cárteles que operan ya en ambas naciones.

Para expertos como Erick Olson, el hecho de que el director de Inteligencia, James Clapper, haya colocado a los cárteles en México como una de las prioridades de seguridad nacional demuestra que Estados Unidos se ha rendido a la evidencia de una crisis de seguridad que podría cruzar a su territorio.



comentarios
0