aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Hoy, el último adiós a Silvia Vargas Escalera

Claudia Bolaños| El Universal
Sábado 13 de diciembre de 2008
Familiares agradecen solidaridad

[email protected]

Después de varias indagatorias y un año tres meses de búsqueda, los restos de Silvia Vargas Escalera fueron entregados a su familia; las cenizas de la joven serán depositadas hoy en el panteón Francés de San Joaquín.

El Servicio Médico Forense (Semefo) terminó las investigaciones sobre la joven, quien tenía 19 años cuando desapareció.

La vocera de la familia, Claudia Ruiz, manifestó que recibieron todas las facilidades en cuanto a la liberación del cuerpo y al trámite de los servicios funerarios.

Luego de conocerse la identidad del cadáver hallado en una casa de Tlalpan, la Procuraduría General de la República (PGR) decidió enviarlo al Semefo.

Silvia fue secuestrada el 10 de septiembre de 2007; cuando sus captores dejaron de comunicarse para negociar el rescate, Silvia Escalera Montes dio a conocer el plagio de su hija.

El 25 de agosto, la familia convocó a los medios de comunicación para anunciar el inicio de una campaña tendiente a obtener información sobre Silvia.

El 27 de noviembre, Nelson Vargas, padre de Silvia y ex director de la Comisión Nacional del Deporte (Conade), señaló a la banda de Los Rojos como responsable del plagio.

Óscar Ortiz González, uno de sus ex choferes, resultó ser hermano de Raúl Ortiz, El Flaco, integrante de Los Rojos.

Dicho sujeto escapó de la custodia de la PGR cuando estaba internado en el hospital de Xoco el 28 de septiembre pasado.

En esa ocasión, Nelson Vargas exigió que la Secretaría de Seguridad Pública federal y la PGR esclarecieran el plagio de su hija.

El 4 de diciembre se informó del encuentro de un cuerpo, presumiblemente de la joven plagiada, enterrado en una fosa clandestina en una casa de Tlalpan.

Antier se confirmó que los estudios periciales en genética revelaron que el cuerpo correspondía a Silvia Vargas.

Así, los restos de la jovencita fueron entregados, y posteriormente la familia Vargas, acompañada de amigos cercanos a Silvia, acudieron a la parroquia de San Jerónimo para rogar por el descanso de su alma.

Los funerales de Silvia fueron a puerta cerrada y sólo familiares y allegados tuvieron acceso.

La cremación se hará este mediodía, para luego llevar las cenizas al panteón Francés de San Joaquín. Allí se oficiará una misa en su memoria, para proceder después a su disposición final.



comentarios
0