aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Crónica. "¡Que se encuere...!", fue el grito a las 3 de la mañana

Francisco Nieto y Horacio Jiménez| El Universal
Jueves 31 de julio de 2014
<b>Crnica.</b>

ANTECEDENTE. El diputado Antonio García Conejo se quitó la ropa en la sesión del pasado 12 de diciembre de 2013, en la sede alterna de San Lázaro. (Foto: ARCHIVO EL UNIVERSAL )


[email protected]

“Yo sé que me están aplaudiendo porque quieren que me quite la ropa”, exclamó en la tribuna de la Cámara de Diputados el legislador del PRD, Antonio García Conejo, y fue entonces cuando despertó a los adormilados legisladores que por segunda ocasión se desvelaban para aprobar el segundo paquete de los dictámenes de las leyes energéticas.

Eran las 03:00 horas. En el salón se apreciaba el cansancio, las caras largas de los legisladores, resultado de dos noches consecutivas de maratónicas sesiones.

Sin embargo, al escuchar las palabras del perredista, los legisladores salieron de su modorra, al unísono —especialmente las diputadas del PRI, PAN y PVEM—, e intentaron transformar el salón de plenos en una pista de striptease y gritarle a su compañero: “que se encuere, que se encuere”, “tubo, tubo” y “mucha ropa, mucha ropa”. Pero no.

El perredista respondió: “si quitándome la ropa o dándome un balazo en la cabeza lograra detener [la aprobación de las leyes secundarias en materia energética] lo haría, pero con eso no lo voy a detener, porque ustedes tienen mayoría”.

Entonces, los piropos aumentaron y fue casi imposible que siguiera su discurso, pues en cada idea que expresaba, las peticiones para que comenzara a quitarse la ropa no cesaban, incluso tuvo que intervenir en varias ocasiones el presidente de la Cámara de Diputados, José González Morfín (PAN), quien le pedía concluir su intervención.

García Conejo es medio hermano del coordinador del PRD, Silvano Aureoles Conejo, inundó las redes sociales y los medios a escala internacional en diciembre pasado, cuando se aprobó en un salón alterno la reforma constitucional energética, pues perredistas, petistas y de Movimiento Ciudadano tomaron el salón de plenos de San Lázaro.

En aquella ocasión, el perredista se despojó de camisa y pantalones porque, dijo, la reforma energética es un despojo y que los mexicanos iban a quedar como él: en calzones. Desde ese momento fue conocido como el “diputado que se encuera” y cada que toma el micrófono, en tono de burla, no paran las peticiones de sus compañeros para que se desnude.

La sesión extraordinaria concluyó, después de las 04:00 horas, sin que el legislador se quitara la ropa, pero empezó la tercera sesión, al medio día, con la decisión de la bancada del PRD de subirse al ring con el PRI, pues desde el punto de vista de los amarillos, los priístas no han dado el debate energético.

Por ahora sólo han sido escarceos. Dicen que “el viernes nos vamos a dar con todo”. Habrá qué ver de qué manera se encueran.



comentarios
0