aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Quieren disminuir el uso de efectivo

Oscar Gónzalez Escárcega| El Universal
Miércoles 12 de octubre de 2011

[email protected]

Aunque México es de los países con el mayor uso de efectivo, las autoridades financieras y los bancos buscan impulsar el mayor uso de los medios de pago electrónicos.

José María Aramburu, director general de Evaluación y Vigilancia de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), mencionó que hay riesgos y desventajas por utilizar billetes y monedas para realizar transacciones económicas.

Juan Carlos Pérez Macías, académico del Tec de Monterrey, consideró que es difícil que vaya a desaparecer el efectivo, ya que todavía hay mucha dependencia del dinero. Hay países como Noruega o Dinamarca, dijo, en donde los plásticos, ya sean de crédito o de débito se usan en cualquier parte, incluso, en los transportes públicos.

Sin embargo, en economías emergentes, una de las principales dificultades es el comercio informal, ahí está la causa por la cual no es posible transitar totalmente a lo electrónico.

El manejo de efectivo, dijo el académico, tiene componentes de riesgo: el primero es sin duda la seguridad, otro más es el peligro latente de utilizar a veces sin darnos cuenta dinero falsificado, otro más es la poca capacidad de control de la cartera.

Insistió que con un medio electrónico es más fácil documentar los gastos y movimientos más fácilmente.

Manifestó que es necesario confiar más en el sistema bancario y la cuenta de nómina es un primer paso para que la gente comience a bancarizarse y se inserten a la economía formal todos aquellos que no lo están.

Aramburu recordó que hay productos bancarios como las cuentas de ahorro o de cheques que no son de inversión, sino que están diseñados para que la gente deposite su dinero y no tenga que utilizar efectivo.

“Los plásticos, y en menor medida los cheques son instrumentos para ir dejando a un lado los billetes y las monedas”, comentó el funcionario.

Cada año, puntualizó el funcionario, disminuye el efectivo, hay 24 millones de tarjetas de crédito y 80 millones de plásticos de débito.

Pero lo ideal es que más gente utilice este tipo de productos para evitar riesgos, como el robo y la falsificación. la Condusef insistió en que en la medida que se haga un mayor uso del efectivo bajarán los costos.



Ver más @Univ_Cartera
comentarios
0