aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




El look estrafalario de Lady Gaga

Natalia Gutiérrez| El Universal
Jueves 27 de agosto de 2009
Su estampa levanta polémica. Algunos la alaban, incluso ha inspirado a grandes modistos; sin embargo, hay quienes afirman que no tiene nada de original

[email protected]

El buen gusto no forma parte del estilo de Stefanie Joanne Angelina Germanotta, mejor conocida como Lady Gaga, pero los iconos que han forjado el mundo de la moda no siempre se han caracterizado por su elegancia.

Nombres como Madonna, Michael Jackson y David Bowie destacaron por sus atuendos excesivos y desafiantes. Algo muy parecido a lo que intenta hacer la originaria de Nueva York, quien a su vez se inspira en estos personajes para crear sus provocativos diseños.

El look de esta cantante es tan sugerente como su música, la cual pasa a segundo plano al momento de decidir qué es lo que vestirá arriba del escenario. Sí, las telas son más importantes que los sonidos para Lady Gaga: “Cuando estoy componiendo, sólo pienso en la ropa que usaré para cantar esa canción”, afirmó durante una entrevista con MTV.

¡Y vaya que le dedica tiempo a esta importante decisión! Cada vez que la artista hace una aparición en público, su atuendo se convierte en noticia. Tocados en forma de elefante, abrigos hechos con muñecos de la Rana René, máscaras cubriendo su rostro y faldas de látex son algunos de los elementos que han hecho de Lady Gaga un foco de atención.

Al respecto, la también DJ dijo: “Me visto así porque inspira mi vida. Toda mi existencia es arte y performance”.

Pero, ¿qué tan auténtico es su estilo? La respuesta pareciera muy fácil: mucho. Sin embargo, es cada vez más frecuente escuchar las críticas que acusan a la intérprete de Poker Face de plagiar a otros artistas y reproducir los diseños de famosos modistos.

 

¿Original o copia?

Durante su gira Fame Ball Tour, Lady Gaga utilizó un vestido transparente elaborado con burbujas de plástico que impactó a los asistentes; no obstante, el blog del New York Times aseguró que se trataba de una imitación de un diseño creado por Hussein Chalayan para primavera-verano 2007. En efecto, la prenda es muy parecida, por lo que el sitio web criticó a la diva de 23 años.

El especialista en moda, Andreas Kokkino, señaló: “Aunque Lady Gaga admitiera que se ‘inspiró’ en el vestido de Chalayan, eso no la justifica. Me encanta la idea de que una artista como ella esté al pendiente de los mejores diseñadores, pero lo que hizo está mal. Sería como si el propio Hussein recreara una de sus canciones, titulándola Joker Face”.

Desafortunadamente para la compositora, éste no ha sido el único juicio que se ha emitido en su contra. Roisin Murphy, cantante irlandesa de electro-pop, afirma que la ex compañera de escuela de Paris Hilton le copió todo el look.

“Es una pobre imitación mía. Lady Gaga se ha fusilado mi estilo”, aseguró la mujer, de 36 años.

Al igual que con el vestido del modisto chipriota, el parecido entre el look de ambas artistas es innegable, pero la realidad es que Lady Gaga ha sabido hacer un espectáculo de sí misma y la declaración de Murphy parece más un triste intento por hacerse publicidad que una aseveración fundamentada.

Por si esto fuera poco, otras lenguas viperinas sostienen que la mente detrás del concepto Gaga es Matthew Williamson, estilista que colaboraba con la íntima amiga del músico Kanye West durante sus inicios. Ambos personajes trabajaron bajo el nombre de Haus of Gaga, un colectivo creativo donde la cantante fabricaba su propio vestuario al lado de Williamson, quien no ha hecho ningún comentario al respecto.

Actualmente, la admiradora del grupo Queen tiene una estilista oficial, la esposa del director de videos Jonas Akerlund (Metallica, Madonna y U2), B. Akerlund. La fashionista dijo a la revista Anthem que Lady Gaga “tiene una opinión muy fuerte y sabe exactamente lo que quiere”, y añadió: “no se trata sólo de recurrir a los diseñadores que están de moda, sino de dejarse llevar por las sensaciones”.

 

La musa pop

En el coro de la canción Fashion, Lady Gaga dice: “Moda, pónme todo encima. ¿No quieres verme con esa ropa? Seré lo que quieras que sea”.

Sin duda, la moda es para Stefanie Joanne el eje que guía no sólo su carrera artística, sino su vida diaria, sin embargo, la artista ha dejado en claro que es un ser humano y no un personaje:

“A veces me siento presionada por la prensa. Me dicen: ‘¿Cómo eres en realidad? ¿Te vistes así todo el tiempo?’ Son groseros, no es agradable. Soy Lady Gaga, mis tocados del cabello y yo nos vamos a la cama juntos”, declaró la chica que cambió su nombre legalmente y que obligó a todos, incluso a sus padres, a llamarla Lady Gaga.

Es, precisamente, esta esencia auténtica y rebelde la que ha llamado la atención de grandes modistos, quienes toman a la productora musical como un referente en sus colecciones.

Laird Borrelli-Person, crítica de moda para Style.com, escribió un artículo donde asegura que dentro de las pasarelas de alta costura realizadas en París hace un par de meses había detalles inspirados en el look de la cantante.

La periodista hace referencia a los bodysuits de Jean Paul Gaultier -antología que la propia diva tiene entre sus favoritas-, las faldas esculturales de Christian Lacroix y hasta los vestidos con volumen de Chanel como elementos que ya habían sido vistos en el guardarropa de Lady Gaga, poniendo en el aire la pregunta de si se trata de un sacrilegio o una bocanada de aire fresco.

Aunque seguramente las opiniones están divididas, lo cierto es que la cantautora se siente cada vez más atraída hacia las creaciones de las firmas de lujo, despertando el interés de sus respectivos líderes; de hecho, Marc Jacobs ofrecerá una fiesta en honor a la estrella después de la presentación de su último desfile en la ciudad de Nueva York.

Ahora Lady Gaga viste de Balmain, Alexander McQueen, Jean Charles de Castelbajac y Dolce&Gabbana, pero siempre añadiendo su muy personal visión, factor que la ha posicionado como “la catástrofe más fabulosa del pop”, según informó el blog The Cut.

No obstante, la mujer que se ha declarado bisexual no permite que la encasillen y ha expresado que a pesar de su amor por los modistos más reconocidos, continúa “obsesionada con la ropa que venden en las sex shops”.

Definitivamente, Lady Gaga es impredecible y de lo único que podemos estar seguros es que seguirá sorprendiendo.

 



Ver más @Univ_Estilos
comentarios
0