aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Plan B | Lydia Cacho

Usted puede salvarlas

Mi nombre es Lydia Cacho Ribeiro, nací en 1963 en el Distrito Federal. Soy periodista y escritora. Desde hace 21 años vivo en Cancún desde d ...

Más de Lydia Cacho



COLUMNAS ANTERIORES


Ver más columnas

Jueves 23 de septiembre de 2010

Durante años viajé por México y el mundo para seguir a las redes de tratantes de mujeres, niñas, niños y adultos. Me topé con los humanos más crueles y los sobrevivientes más valientes. Comprobé que la trata de personas, ya sea sexual, laboral o para tráfico de órganos, inicia en la ausencia de educación, la pobreza y la marginación. Además de investigar mafias, descubrí los proyectos más creativos para erradicar esa esclavitud. Hoy, Día Mundial contra la Trata de Personas, quiero compartir algunos. Girl Power trabaja con niñas de entre 4 y 17 años, hijas de prostitutas en la India. Se les dan becas para que vayan a la escuela y cursos de liderazgo, sexualidad y autoestima. Ellas se organizan y van a las escuelas a hablar con otras niñas y niños para decir no a la explotación sexual. Hay que ver la fuerza emocional y las ideas geniales de estas niñas para entender lo que significa la libertad de elegir y el poder de usar esa libertad para transformar el entorno.

Thecode.org trabaja con la industria turística de una decena de países, incluido México. Hoteles y líneas aéreas son entrenadas para detectar, prevenir y evitar el turismo sexual con menores. Además de implementar códigos éticos, las empresas detectan a agencias de viajes corruptas y clientes que buscan viajar para tener sexo con niños o niñas. Sus sistemas para evaluar son efectivos. Hallé personal de hoteles y líneas aéreas, capacitado para detectar trata de menores. Necesitan voluntarias en diferentes países para asegurar que los códigos se implementen.

El Grupo Ecológico de Sierra Gorda I.A.P, en Querétaro no es sólo una inspiración de turismo sustentable. Evita que las niñas y niños emigren por pobreza y abandono hacia áreas rurales en que los tratantes de menores operan para robarles y venderles en otros estados. Su trabajo en educación y agricultura, y sus eco-campamentos educativos son impresionantes. Para quien no se quiere acercar al dolor de las historias de niñas y niños abusados, pero quiere ayudar, la tienda The Body Shop vende productos de cuya venta dona el 100% del dinero a las organizaciones que rescatan a víctimas de trata. Yo atestigüé el impacto de colaboración con ECPAT en Tailandia y otros países.

México tiene casi 50 refugios para víctimas de violencia de género y trata. Muchos están en serios problemas económicos. Si usted quiere ayudarles sólo escriba una carta a sus [email protected] o senadores y exija que se aseguren los presupuestos para refugios para víctimas de violencia en México o entre en http://www.rednacionalderefugios.org.mx. Podemos apoyar, reproducir y proteger estos proyectos, lo que no debemos decir es que no hay nada que hacer contra la trata en México.



Comenta la Nota
PUBLICIDAD.