aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Campos Elíseos | Katia D' Artigues

Ayudando al T(P)RI

Katia D´Artigues Beauregard, orgullosa chilanga que ya tiene 20 años de trabajo en los medios. Egresada de la Universidad Anáhuac, fue fu ...

Más de Katia D' Artigues



COLUMNAS ANTERIORES


Ver más columnas
No cabe duda que para dirigirlos se necesita de alguien que sepa de patadas, rechiflas, faltas, golpes bajos y, por supuesto, saber los movimientos de los adversarios, para que no los agarren desprevenidos y a veces los derroten

Viernes 17 de noviembre de 2006

Ayudando al T(P)RI
Preparando el 1-D
¡Manitas, pa’ qué las quiero!

Katia D´Artigues

No cabe duda que para dirigirlos se necesita de alguien que sepa de patadas, rechiflas, faltas, golpes bajos y, por supuesto, saber los movimientos de los adversarios, para que no los agarren desprevenidos y a veces los derroten.

Bueno, para ser sinceros, como que ya se andan acostumbrando.

Quieren que llegue alguien que pueda poner orden entre todos, principalmente en aquellos a los que de repente no saben ni qué sentido lleva el partido.

Para unos era necesario ya, ayer, ayer, ayer, nombrar a quien los llevará al triunfo.

Y sí, finalmente se cumplió la fecha en que se dio a conocer el nombre de quien es el afortunado.

Se trata de… ¡Hugo Sánchez!

Oh sí. Por decisión unánime —sin patadas ni faltas— de los directivos de los clubes de futbol se le designó como director técnico de la Selección Nacional de Futbol, más conocida como el TRI…

Ojo, TRI, eh, querido lector, lectora. No escribí PRI. Aunque en el Revolucionario Institucional también andan buscando quién y cómo ayudan al partido —que no de futbol, pero sí con bastaaaantes patadas y golpes— a ir por buen rumbo, y en una de esas, cambiar ya de presidente.

Reconstruir lo que queda, pues. Bueno, se están dando de plazo hasta marzo del próximo año.

Claro, si antes no ocurre que le saquen a alguien la tarjeta roja.

Ya falta poco

Estamos a justo dos semanas del esperado 1-D, por lo que le presento algunos tips para que Felipe Calderón Hinojosa sí pueda estar presente el 1 de diciembre en el Palacio de San Lázaro.

Claro, tomando en cuenta que si el PAN puede tener su plan B, ¡por qué yo no les puedo presentar un plan C…!

Tomen nota, y si tienen alguna otra sugerencia —qué tal la toma de la tribuna ayer por parte de casi todas las fracciones en San Lázaro—, será bienvenida. El equipo anda nervioso y cualquier ayuda (supongo) será bienvenida.

1. ¿Y si Calderón se uniforma como elemento de la Policía Federal Preventiva? Con el casco, el uniforme y el tolete, muy difícilmente lo podrían identificar e impedir el paso a la tribuna.

2. Solución inspirada en la fumadísima y maravillosa película ¿Quieres ser John Malkovich?, donde el actor entraba a su cerebro y todo lo que veía era… ¡él mismo! (Que por lo demás, ¿a poco no son así todos los sueños que tenemos, reflejo de nosotros mismos?, ¿reflexiones de nuestra única realidad, la nuestra?)

Para hacerlo, basta comprar 258 mascaritas de látex Felipe Calderón, de ésas que venden en los cruceros de la ciudad de México, para cada uno de los diputados federales y senadores que estarán en San Lázaro el 1 de diciembre. Que de entre ese contingente —ojo, deberán ganarle la tribuna al PRD— salga el verdadero Calderón Hinojosa, y así pueda subir a tribuna. Y listo. ¡Una imagen genial! Además todos podrían corear, al estilo de “Todos somos Marcos”, “Todos somos Felipe”.

3. Ahora que ya se conocen, pedirle al governator, Arnold Schwarzenegger, que lo acompañe ese día a la tribuna legislativa. Si eso ocurre, ni necesarios serán los elementos del Estado Mayor Presidencial ni de la PFP. ¿A ver quién se le pondrá al tú por tú al Terminator?

4. Cambiar la toma de posesión a la Cabañita 2 de Los Pinos; de hecho, así hasta le dan más horas de estancia a la pareja presidencial en Los Pinos. Ya no sería el 30 de noviembre cuando las dejen, sino el 1 de diciembre. Unas horitas más.

5. Hacerse acompañar ese día por un contingente de la sección 22 del Sindicato Nacional de Elba… perdón, de Trabajadores de la Educación, encabezados por Enrique Rueda Pacheco —previo acuerdo para ocupar la cartera de la SEP—, a fin de que con uno de sus contingentes le abran paso en la sesión de ese día.

Ya en una de ésas, hasta Flavio Sosa, líder de la APPO, los apoya. Y así, todos en paz, todos contentos. En menos de 15 minutos solucionaría una bronca que lleva ya varios meses. Claro… ¿qué pedirían a cambio? Mmm, ¿algo menos que los grupos empresariales que apoyaron a Calderón? Ojo: Es sólo una hipótesis que deseamos no comprobar con el tiempo…

6. Pedir al cardenal Norberto Rivera que les facilite las instalaciones de la catedral metropolitana para la realización del traspaso de poderes. Acuérdese que los únicos que son mal vistos, por el momento, son Gerardo Fernández Noroña y Co.

7. Aprovechar la presencia del (todavía) presidente Vicente Fox la noche del 30 de noviembre en la basílica de Guadalupe, y esperarse a los primeros minutitos del 1 de diciembre para que ahí se haga el cambio de banda presidencial, y no habrá problema. Ahí sí es un hecho: ¿quién se metería con la mismísima Guadalupana? Eso sí es tocarle el réquiem a la separación Iglesia-Estado… pero bueno, ya estamos hablando de medidas desesperadas.

8. Trasladar la toma de posesión a Los Cabos, donde el gobernador (incómodo ya para el PRD) Narciso Agúndez dio el espaldarazo a Calderón Hinojosa. Así, los asistentes e invitados especiales podrían aprovechar un puentazo, el primero del sexenio. ¿Sería padre, no cree?

Tres tristes presidentes…

No cabe duda que este México está terciado. ¿O será un reflejo metafísico de la Ley de 3?

En serio, más con miras a las diversas celebraciones del 20 de Noviembre. Se lo adelanto para que, de una vez, vaya haciendo su agenda del próximo lunes.

Estará movidón.

Acompáñeme por este breve recorrido. Para comenzar tenemos tres presidentes: uno saliente, Vicente Fox, uno electo, Felipe Calderón, y un “presidente legítimo”, Andrés Manuel López Obrador.

Se dice que hay tres tribunas legislativas: la del Palacio Legislativo de San Lázaro, una pirata que tiene el Estado Mayor Presidencial y una más, también pirata, que tendrá Andrés Manuel López Obrador para su toma de protesta.

Habrá tres celebraciones para conmemorar un aniversario más de la Revolución Mexicana. Está la ceremonia que encabezará el presidente Vicente Fox en Los Pinos. La del gobierno capitalino, con todo y desfile (sí lo harán ellos). Además la ceremonia que tiene pensado hacer el PRI en sus propias instalaciones.

Claro, hay tres primeras damas. Cada una con su respectivo perfil. La saliente, Marta Sahagún. La entrante, Margarita Zavala, y la “legítima”, Beatriz Gutiérrez Müller (con pejecito en la panza y toda la cosa).

Hay tres planes para el 1 de diciembre: el plan A, que sería el oficial de la Cámara de Diputados; el plan B, que dicen no tener los del equipo de transición, y el plan C, que están fraguando en el PRD.

El lado… ¿bravo?

La escena se registró en las cercanías de Los Pinos.

Aleida Alavez y Alejandro Sánchez intentaron entregar un documento al presidente Vicente Fox, en el que le solicitaban que se disculpara públicamente con [email protected] [email protected] por las declaraciones que ha hecho en los últimos días.

¿Las recuerda? Sí, entre ellas está, por ejemplo, eso de que ya podía decir cualquier tontería, al fin que ya se iba. Pero ellos hasta su propia lista llevaban.

Bueno, pues los elementos del Estado Mayor Presidencial les impidieron el paso a las cercanías de la residencia oficial.

Y literalmente no se quedaron con las manos cruzadas.

Fue tal el jaloneo que se registró, que Aleida hizo uso de sus manos, y plantó tremenda cachetada a quienes le impedían el paso.

¡Zas! ¡Ouch!

Cabe mencionar que tanto Alavez como Alejandro Sánchez son… diputados federales por el Partido de la Revolución Democrática.

Lo bueno fue que, después de la zacapela, la cartita sí fue recibida por personal de la Presidencia.

Las decisiones del ingeniero

Ayer le informé sobre la renuncia de Cuauhtémoc Cárdenas a la Comisión para la organización de los festejos de para el Bicentenario de la Independencia y del Centenario de la Revolución Mexicana.

Pues las reacciones no se hicieron esperar.

Tome nota.

La Presidencia de la República lamentó la salida de Cárdenas de dicho organismo. Que respetaban sus decisiones. La tarea de elegir al sustituto la dejarán en manos de Felipe Calderón.

El PRD, vía José Guadalupe Acosta Naranjo, secretario general del CEN perredista, ve con buenos ojos esta decisión del líder moral de ese partido.

Es más, que hasta es una oportunidad para buscar un acercamiento, luego de las supuestas diferencias entre el partido y el ingeniero.

Eso sí, para calmar los rumores sobre las razones de su renuncia, Lázaro Cárdenas Batel dijo que su papá no tuvo diferencias con el presidente Vicente Fox. ¿Será?

Para el jefe de Gobierno capitalino, Alejandro Encinas, fue correcta la decisión tomada por el ex candidato presidencial perredista. Dijo que hasta será benéfico para el interior del perredismo y el rumbo que deberá tomar el partido.

Él lo dijo:

—Lo que está haciendo López Obrador me parece que es un ejercicio interno muy respetable para mantener el liderazgo en su partido… Todos los políticos funcionamos con una lógica, que yo espero va a ser el caso también, en esta ocasión, del ex candidato López Obrador, seguramente se convertirá en la conciencia de la nación, cosa que le hará muy bien a la democracia mexicana: Liébano Sáenz, ex secretario particular del ex presidente Ernesto Zedillo.

Considera que Felipe Calderón Hinojosa no necesita legitimizarse con alguna ceremonia, porque ya lo hizo el fallo del Tribunal Electoral ¡¿Qué tal?!

[email protected]



Comenta la Nota
PUBLICIDAD.