aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




De la mesa de Lilia Abarca | Lilia Abarca

La cocina, otro de sus talentos



COLUMNAS ANTERIORES

Alejandra Ávalos, quien cocinó para sus compañeros de Big Brother y fue aclamada por ellos, es especialista en cocina italiana y cuando recibe invitados en casa, lo hace con todo el protocolo.

Es un placer conversar de gastronomía con la...

Viernes 08 de julio de 2005

La cocina, otro de sus talentos


Alejandra Ávalos, quien cocinó para sus compañeros de Big Brother y fue aclamada por ellos, es especialista en cocina italiana y cuando recibe invitados en casa, lo hace con todo el protocolo.

Es un placer conversar de gastronomía con la actriz y cantante mexicana porque es un tema que le encanta.

Comienza la plática sobre la cocina italiana y afirma que en Italia se come muy bien, no sólo por la gran variedad de sus platos sino por la manera de cocinarlos, "Allá no sólo hay pizza y pasta, como se pensaría. Hay que recordar que el imperio romano fue famoso por sus bacanales y que en ellas se servían suculentos manjares llevados directamente de otros países: ostras de las costas gallegas, patés de aves francesas, repostería árabe, entre mil cosas más.

"En Italia se come bien y se bebe mejor", afirma.



Gusta de sobres fuertes

Ale es amante de la buena cocina y sus platos preferidos son los que se hacen con muchas especias, como los de las cocinas hindú, thai, china y árabe.

Se inclina por las combinaciones de sabores como saladodulce; ácido y amargo con dulce o picante y dulce.

En cuanto a vinos, prefiere los Merlots, generalmente jóvenes y con esencia de ciruelas y clavo.

La actriz asiste a un restaurante porque disfruta el placer de comer y de la compañía. "Si la vista de un platillo no me atrapa, seguro que mi paladar no lo aceptará. Para mí el equilibrio debe ser justo entre la vista, las texturas, el olfato y finalmente, el gusto", dice.

En México, sus restaurantes favoritos son el Suntory, Blossom, Au Pied de Cochon, L`Alsace, el Centro Castellano y el Bice. En Miami, el Nobu, de cocina japonesa gourmet.



Experta en pastas

A Alejandra le gusta mucho cocinar para ocasiones especiales. Entonces, puede ofrecer desde mole hasta chiles rellenos, pescado con mariscos o pastas. Estas últimas le salen muy bien, pues estuvo casada con un italiano, Giovanni Benaglio, padre de su hija Valeria y director del restaurante Prego. "En esa época de mi vida aprendí a cocinar muchos platillos de Italia con el chef del restaurante", platica.

"Además, pasaba largas temporadas en el lugar montañoso donde nació Giovanni, en la zona nórdica, frontera con Suiza, al lado del lago Lecco.

"Allá existe el gusto por comer carne de caballo y una serie de platillos muy distintos a lo que estamos acostumbrados. El sabor del caballo, por ejemplo, es muy parecido al del jamón serrano, quizá sin ser tan macerado en sal. Es una carne oscura que se come en diferentes formas: seca, como la machaca o en embutidos, y se ofrece al final de la comida, igual que los quesos.

Cuando recibe invitados en casa, Alejandra sigue todo un ritual. Cubre la espectacular mesa de caoba con cubierta de espejos, del comedor, con manteles de chaquira color plateado o de lino con un filo dorado.

Los cubiertos, las copas e incluso la vajilla, de origen italiano, tienen filos de ese mismo tono. Los centros de mesa siempre son de flores naturales en tonos amarillo, naranja, crema, blanco y rojo.

Reconocida en el reality show de Big Brother por ser una excelsa cocinera, cuenta que en la casa trataba de hacer una comida equilibrada en la que no faltaba una ensalada de verduras frescas aderezada con orégano, pimienta, sal con especias, aceite de olivo y vinagre, y al dente, para conservar todos los nutrientes. También utilizaba el ajo y la cebolla en gran cantidad "porque estando encerrados tanto tiempo, nos embargaba la tristeza y el estrés y nos bajaban las defensas muchísimo.

De igual manera cocinaba pastas a la boloñesa, con atún y como en la casa siempre había una gran cantidad de tortillas hacía pastel azteca, chilaquiles, tacos dorados de pollo, enchiladas y entomatadas. Alejandra fue lo máximo para sus compañeros.

La actriz y cantante se ha casado en tres ocasiones. Lo curioso es que todos sus ex maridos cocinaban muy bien y aprendió de ellos.

El primero fue Fernando Changueroti, que tenía un sazón muy especial.

Alejandra nació en la colonia Roma, hija de Carlos Ávalos y Margarita Rodríguez. Es prima de Florinda Meza y tiene un hermano menor, José Alberto.

Sus pasiones: su hija, su carrera, cenar con amigos y beber un buen vino.

[email protected]



PUBLICIDAD.