aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Economía Informal | Macario Schettino*

El petróleo y la recuperación



COLUMNAS ANTERIORES

Platicamos el jueves acerca del petróleo, de cómo ha subido de precio, en los meses recientes, y por qué. Permítame ahora comentar con usted la relación que ha existido entre el precio del crudo y el comportamiento de la economía estadounidense, q...

Lunes 16 de agosto de 2004

El petróleo y la recuperación

Desde que empezó a utilizarse como combustible, a principios del siglo, hasta 1970, el barril se mantuvo entre 2 y 3 dólares

Platicamos el jueves acerca del petróleo, de cómo ha subido de precio, en los meses recientes, y por qué. Permítame ahora comentar con usted la relación que ha existido entre el precio del crudo y el comportamiento de la economía estadounidense, que es una buena aproximación a lo que pasa en otros países industrializados, o para el caso, en la economía mundial.

El crudo mantuvo un precio muy estable durante casi todo el siglo XX. Desde que se empezó a utilizar como combustible, a principios del siglo, hasta 1970, el barril de crudo se mantuvo entre 2 y 3 dólares. Sin embargo, en 1973 las cosas cambiaron. La guerra de Yom Kippur, entre Israel y los países árabes, provocó que estos decidieran no vender petróleo a los países industrializados (salvo Japón), como castigo al apoyo de esos países a Israel. El precio subió muy rápidamente en los últimos meses de 1973, para multiplicarse por cuatro en el transcurso de tres años. Esto provocó una severa contracción de la economía aparejada con un fuerte crecimiento de los precios.

Para poder ver el comportamiento de estas tres variables: el precio del petróleo, el crecimiento de la economía y la inflación, hago un pequeño malabarismo en la gráfica anexa que creo que le ayudará a usted a ver mejor las cosas.

En la figura aparece el cambio en el precio del petróleo, y la otra serie es el crecimiento de la economía menos la inflación. Esto no es algo que se use comúnmente, pero es una buena forma de ver el "bienestar" general de la economía. Se piensa que la mejor situación es cuando una economía crece sin inflación, mientras que uno de los peores casos es una economía que se contrae con alta inflación. Así, la serie que construimos mide este comportamiento. Cuando la economía crece y la inflación es baja, la variable "crecimiento-inflación" será alta. Cuando la economía se contrae y la inflación sube, la variable será muy negativa.

Resulta muy fácil ver en la figura el efecto de los precios del petróleo durante los años 70. Primero con el embargo petrolero y después con el inicio de la guerra entre Irak e Irán. En ambos casos, la elevación del precio del crudo provoca una seria caída en nuestra variable, lo que significa que la economía se contrajo y al mismo tiempo tuvo una inflación muy fuerte. Algo parecido, pero menos marcado, ocurre con la primera guerra del Golfo, en 1990.

Sin embargo, hay dos momentos muy diferentes, que hemos llamado "crisis y recuperación" y que aparecen enmarcados al interior de la figura. Uno ocurre a mediados de los 80, y el otro a fines de los 90. Lo que ocurre en estos dos casos es similar. Primero, el precio del crudo baja notoriamente. Esta caída permite que las economías crezcan con inflación baja. La mayor demanda de petróleo provoca una elevación en su precio, esto detiene el crecimiento de las economías y el precio vuelve a bajar. Es una especie de W: baja precio, sube, vuelve a bajar, y la segunda subida es más suave.

En la segunda crisis y recuperación, sin embargo, este segundo paso coincide con el inicio de la invasión a Irak y en lugar de ser un crecimiento suave, se acelera. Esto impide la "normal" caída de los precios del crudo, lo que significa que cualquier evento aleatorio, común en este mercado, entra en una situación de precios altos, y los eleva aún más.

Por ejemplo, es común que algún país exportador de crudo tenga conflictos políticos a su interior. Puede ser Irán, Venezuela, o cualquier otro. Cuando esto ocurre, hay un crecimiento en los precios de 1 o 2 dólares. Si esto pasa en un mercado deprimido, el efecto se diluye rápido. Pero si esto ocurre en un mercado con los precios ya altos, entonces sí tiene efectos relevantes.

Al final de la gráfica puede usted ver la situación actual. Hay crecimiento con inflación baja, pero los precios del crudo están subiendo, desde una plataforma ya alta. Si esto continúa así, no cabe duda que nuestra serie "crecimiento-inflación" se irá para abajo. O veremos inflación elevada, o veremos una contracción económica, o ambas. Todo depende de cuánto tiempo tarde el crudo en tranquilizarse.

*Director de investigación, Tec de Monterrey, campus Ciudad de México.

[email protected]



PUBLICIDAD.