aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Carmina Burana vuelve a México en honor a su compositor

Ayer se realizó el ensayo general de la cantata, con ocasión del 30 aniversario de la muerte de Carl Orff

Para conemorar el 30 aniversario luctuoso del compositor Carl Orff, se presentará en Bellas Artes Carmina Burana Alma Rodríguez / EL UNIVERSAL

La obra fue compuesta entre 1935 y 1936 Alma Rodríguez / EL UNIVERSAL

En México se presentó por primera vez en el Palacio de Bellas Artes el 25 de marzo de 1955 Alma Rodríguez / EL UNIVERSAL

La soprano Marcela Chacón, el tenor Hugo Colín y los barítonos Gerardo Castillo y Josué Cerón, así como el Coro y Orquesta del Teatro de Bellas Artes y la Schola Cantorum de México participarán en la presentación Alma Rodríguez / EL UNIVERSAL

La dirección estará a cargo de Juan Carlos Lomónaco Alma Rodríguez / EL UNIVERSAL

A las ?rdenes del director Carlos Lom?naco se pusieron la soprano Marcela Chac?n, el tenor Hugo Col?

Obra. A las órdenes del director Carlos Lomónaco se pusieron la soprano Marcela Chacón, el tenor Hugo Colín y los barítonos Gerardo Castillo y Josué Cerón; compartieron escenario con el coro y la orquesta del Teatro de Bellas Artes y la Schola Cantorum de México.. (Foto: Alma Rodríguez Ayala )

Muestra el video

Videos A 30 años llega ´Carmina Burana´ a Bellas Artes.
La cantata escénica “Carmina Burana” compuesta entre 1935 y 1936 por Carl Orff, se ofrecerá hoy a las 20:00 horas en el Palacio de Bellas Artes, en el 30 aniversario de la muerte del compositor.

México | Jueves 05 de julio de 2012 EFE | El Universal11:31
Comenta la Nota

La cantata escénica Carmina Burana, una de las piezas de música clásica más célebres del siglo XX, se interpretó hoy en la capital mexicana con la "furia rítmica" que la caracteriza en el 30 aniversario de la muerte de su compositor, el alemán Carl Orff.

El maestro Juan Carlos Lomónaco, encargado de dirigir al elenco de solistas, al coro y a la orquesta que interpreta la obra, aseguró, tras el ensayo general, que esta pieza, rodeada de polémica en sus orígenes, es una de las más populares del siglo pasado.

"Fue prohibida durante muchos años por cuestiones políticas, fue criticada en la Segunda Guerra Mundial porque era una obra muy atrevida. Sin embargo, después de que se rompe ese mito se ha interpretado muchísimas veces", agregó.

La pieza, que se escuchó en el escenario del prestigioso Palacio de Bellas Artes de la capital mexicana, fue compuesta entre 1935 y 1936 por Carl Orff y se divide en cuatro partes: la Fortuna, la Naturaleza, la Taberna y el Amor.

"Es una obra compleja que tiene una serie de polirritmias. Es muy conocida, lo cual es otra de las dificultades, pues el público espera un buen resultado", aseguró Lomónaco, quien además es director de la Orquesta Sinfónica de Yucatán.

Varias décadas después de que Carmina Burana se estrenase en México el 8 de junio de 1955, y después de haber sido interpretada en varias ocasiones, regresó a la capital del país con motivo del 30 aniversario de la muerte de su célebre compositor.

"Es un orgullo dirigirla ahora, cuando se conmemora a un compositor que tuvo mucha influencia en la música", admitió Lomónaco, quien recordó que a Orff, entre otras aportaciones, se le debe la creación de un sistema de enseñanza musical para niños.

Para el director, "el gran reto" al que se enfrentan quienes tienen que llevar la batuta de esta interpretación es "tender a la perfección", pues "de eso se trata el arte, de cada vez ser más depurados y más precisos".

A las órdenes de Lomónaco se pusieron la soprano Marcela Chacón, el tenor Hugo Colín y los barítonos Gerardo Castillo y Josué Cerón, quienes compartieron escenario con el coro y la orquesta del Teatro de Bellas Artes y la Schola Cantorum de México.

"Para las sopranos este es un reto por el registro que se abarca, desde el muy grave, hasta el sobreagudo (...). Aun así, es un gusto enorme tener la oportunidad de cantarla", indicó en declaraciones Chacón tras el ensayo general.

Después de haber interpretado esta obra en tres ocasiones, la solista bromeó que lo "peor" durante la interpretación es "tener que esperar media hora sin cantar" hasta que llega su turno, porque "por lo demás -dijo- es maravillosa".

Con los nervios a flor de piel por el estreno, Chacón explicó que llevan más de dos semanas con ensayos en los que participan todos, el coro, la orquesta y los solistas, lo que implica un gran trabajo de "coordinación" y "concentración" que para ella "merece la pena".

"Es una satisfacción enorme, primero por cantar en este maravilloso teatro, que es el más importante de México, y después por poder cantar esta obra que es increíble, que tiene muchas fuerza y que todos disfrutamos muchísimo", dijo con visible entusiasmo.

Uno de los fragmentos más conocidos de esta pieza compuesta principalmente en latín, aunque también cuenta con fragmentos en alemán y provenzal antiguo, es el "O Fortuna", que se escucha en la primera parte del preludio y que se repite al final.

Al igual que el resto de la composición, está basado en una serie de manuscritos y poemas medievales que Orff adaptó.

Esta versión, que el compositor alemán subtituló "Canciones profanas para solistas y coro con acompañamiento de instrumentos e imágenes mágicas", constituye junto a las también cantatas Catulli Carmina y El triunfo de Afrodita la llamada trilogía Trionfi, una de las grandes aportaciones a la música del siglo XX.

sc



Comenta la Nota.
PUBLICIDAD