aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Corrige Ministerio de Justicia; no era cocaína, sino lactosa

Óscar Gutiérrez/ corresponsal| El Universal
22:05Tuxtla Gutiérrez, Chis. | Jueves 03 de julio de 2008
El ministro de justicia de Chiapas, Amador Rodríguez Lozano, anunció el 23 de junio el decomiso de 2 toneladas de cocaína, lo que calificó como uno de los más importantes de droga en los últimos años en la entidad

A 10 días de que el Ministerio de Justicia del Estado (MJE) informó del decomiso de dos toneladas de cocaína, que presuntamente iban destinadas al cártel de Sinaloa y a la organización del narcotraficante " El Mayo-Zambada", la dependencia admitió este jueves que se equivocó y que el cargamento asegurado es de lactosa.

El Ministerio indicó en un comunicado que, de acuerdo al informe proporcionado por la Procuraduría General de la República (PGR), las aproximadamente dos toneladas de polvo blanco, aseguradas en una casa de seguridad de una colonia popular, "resultó ser de lactosa".

Precisó que la lactosa es utilizada frecuentemente como un excipiente para realizar cortes o adulteraciones a la cocaína, heroína, éxtasis y anfetaminas, entre otras.

Además, sirve " para darles volumen y aminorar los efectos colaterales perceptibles de manera inmediata en los consumidores".

El 23 de junio, el ministro de justicia de Chiapas, Amador Rodríguez Lozano, convocó a conferencia de prensa para anunciar lo que calificó como uno de los decomisos más importantes de droga en los últimos años en la entidad y la aprehensión de once presuntos narcotraficantes.

La supuesta droga fue localizada en una casa de seguridad de la colonia Patria Nueva, envuelta en sacos verdes, similares a los que utiliza el Ejército, dividida en paquetes con membretes del cártel de Sinaloa y del "Mayo Zambada".

En aquella conferencia, a pregunta expresa de reporteros, Rodríguez Lozano señaló que no podía estimar el valor económico de la droga en el mercado negro.

"No sé ni cuánto cuesta una grapa, porque soy político y no policía", argumentó.

En las últimas semanas, Chiapas ha sido escenario de enfrentamientos entre sicarios, militares y policías.

El último de ellos fue el 26 de junio, en el municipio de Villaflores, donde murieron dos presuntos integrantes de los "Zetas" brazo armado y ejecutor del cártel del Golfo.

La Policía chiapaneca informó que abatió a los dos pistoleros, que atacaron con lanzagranadas, pero dos días después la Procuraduría General de la República (PGR) reveló que los dos hombres se habían suicidado en el interior del domicilio para no ser aprehendidos vivos por la fuerza pública.

fml

 



Ver más @Univ_Estados
comentarios
0