aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Cumple quince años Greenpeace México entre festejos y denuncias

Iván Quecha Reyna/Redacción EL UNIVERSAL.com.mx| El Universal
14:49Ciudad de México | Miércoles 14 de mayo de 2008

La ballena "Lupita" en el zócalo de la ciudad de México.. (Foto: Archivo EL UNIVERSAL )

La organización se ha enfrentado al tráfico de maíz transgénico, la protección de animales y en una de las más difíciles tareas: la protección de bosques, que ya costó la vida de uno de sus activistas a manos de talamontes

Una ballena llena de aire se blandía ligeramente al lado del asta bandera del zócalo. El 11 de julio de 2002 se celebró la instauración de las aguas nacionales como santuario de las ballenas, y el inflable en forma de cetáceo llamado “Lupita” sirvió como festejo.

Esta es una de las acciones de Greenpeace México, que cumple 15 años de estar luchando por conservar la Tierra, de los múltiples peligros que corre debido a las acciones destructivas del ser humano.

Actualmente laboran en la Organización No Gubernamental (ONG) 50 personas de tiempo completo, quienes organizan acciones audaces y llamativas para insertar en el pensamiento de la sociedad la destrucción del hábitat en pos de un estilo de vida, que actualmente es similar al de un virus. Podemos encontrar una reflexión sobre esta idea en una película muy popular: Matrix.

Greenpeace tiene un eje de acción basado en tres verbos: cuestionar, actuar y proponer. Critica las leyes mal hechas, los programas inútiles de gobierno y los malos hábitos arraigados en la población que contaminan por “tradición”. Luego, hace manifestaciones de su descontento para posicionar sus ideas en el debate público, y propone cambios de aquellas acciones o leyes que consideran dañan al ambiente.

En México, esta organización tiene muchos frentes de lucha, debido a la riqueza biológica de nuestro país, y su explotación irracional.

Enumeramos algunas de las acciones que realizaron los miembros y adherentes de esta organización:

Durante las inundaciones en Tabasco de 2007, colocaron en una de las calles inundadas por el agua que preguntaba: ¿desastre natural o desastre político?

En Veracruz, una hilera de boyas donde viajaban activistas, bloqueó el paso a un buque que pretendía introducir ilegal 40 mil toneladas de maíz genéticamente modificado 2001.

En la campaña internacional “¡Basta de contaminar!” en 2001, miembros de Greenpeace denunciaron la planta de Pajaritos, productora de PVC, como una de las más contaminantes del mundo, y “clausuraron” un desagüe de la planta.

Pero una de las luchas más duras que ha tenido Greenpeace es contra la tala ilegal de bosques, ya que el 15 de mayo de 2006 fue asesinado Aldo Zamora, quien defendía junto con su hermano y su padre los bosques del Estado de México, a manos de presuntos talamontes, que según denunciantes están plenamente identificados, pero aún permanecen en la impunidad.

Sin embargo, pese a las intimidaciones, amenazas y encuentros con distintas autoridades y grupos de poder, la organización se mantiene todavía a 15 años de su creación en México. Mañana, 15 de mayo, realizarán una conferencia-concierto en el Teatro de la Ciudad.



comentarios
0