aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Juárez supera las mil ejecuciones

Luis Carlos Cano Corresponsal| El Universal
Martes 14 de julio de 2009
Los asesinatos, a pesar del Operativo Conjunto Chihuahua

politica@eluniversal.com.mx

CIUDAD JUÁREZ, Chih.— La noche del domingo tres hombres fueron ejecutados cuando participaban en una carrera de automóviles; con este triple homicidio Ciudad Juárez alcanzó el récord de 1,002 crímenes relacionados con la delincuencia organizada, en 2008.

Este año se perfila como el más violento en la historia criminal de Ciudad Juárez, a pesar de que la localidad se encuentra prácticamente sitiada por militares y policías federales.

Según archivos policiacos entre el periodo que comprende 1994 y 2006 el número de muertos por año fue menor a los 300. La cifra se disparó en 2008 cuando se contabilizaron mil hasta el 16 de septiembre.

Tras el triple asesinato asesinato Juárez contabilizó otras 13 ejeciciones y llegó a la cifra de 1015 en 2009, hasta el cierre de esta edición; en el mismo periodo de 2008 se tenían contabilizados 596 homicidios, es decir, 419 menos.

Este año fueron 136 homicidios en enero; 240 en febrero; 73 ocurrieron en marzo; 90 en abril; 125 en mayo; otros 247 en junio y 104 en lo que va de julio, de acuerdo con la información oficial de la Subprocuraduría de Justicia Estatal.

Los crímenes más recientes, según el informe de la Subprocuraduría de Justicia del estado fueron 16; tres cerca del ejido El Porvenir, en la zona agrícola del Valle de Juárez. Las víctimas fueron ultimadas a balazos cuando participaban en una carrera de autos.

En el ejido Guadalupe un comando baleó a dos personas y en hechos diferentes otros 11 hombres fueron asesinados.

Otros homicidios

En Navolato un comando ejecutó a José Ramón Castañeda, en presencia de su familia. Este hombre era hermano de Sergio Castañeda Medina, El Guacho, operador del cartel de Sinaloa.

La Policía Ministerial del Estado informó que la víctima, originario de la Cofradía de la Loma, conducía un vehículo Buick, donde también viajaba su esposa, hijos y una sobrina.

Castañeda Medina, al notar que era perseguido por hombres armados y con el rostro cubierto, intentó salvar su vida, por lo que se bajó del vehículo y se introdujo a un negocio de materiales de construcción.

Sin embargo, fue alcanzado por sus agresores, los que le dispararon a quemarropa.

Una de las balas alcanzó a su sobrina, de siete años de edad, quien presenta una lesión en la pierna izquierda, en tanto que el resto de la familia resultó ilesa.

En otro caso, en el poblado La Ferrería, en el estado de de Durango, fue localizado un cadáver envuelto en una cobija.

El hallazgo se hizo frente a la zona arqueológica de esa localidad, y el cuerpo estaba amordazado. (Con información de Javier Cabrera y Mónica P. Hernández)



comentarios
0