aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Hillary va ganando contienda demócrata

J. Jaime Hernández| El Universal
Lunes 28 de enero de 2008
Hoy el senador Edward Kennedy manifiesta respaldo a Barack Obama

WASHINGTON.— En la intensa batalla por la nominación para ver quién será el candidato demócrata, la delantera la mantiene Hillary Clinton con un total de 249 delegados, frente a los 179 de Barack Obama y los 52 de John Edwards, según las cifras compulsadas por la agencia AP, The Washington Post, la cadena ABC y la página de Real Clear Polítics.

En este marco, el apoyo que anunciará hoy el senador Edward Kennedy a Obama, según adelantó ayer el diario Boston Globe podría modificar el fiel de la balanza a favor del aspirante afroamericano.

Entre los republicanos, si bien el senador por Arizona, John McCain lleva la delantera en las encuestas nacionales y tres victorias consecutivas en New Hampshire, Michigan y Carolina del Sur, el primer lugar por número de delegados (59) es del ex gobernador de Massachusetts, Mitt Romney, seguido de los 40 de Mike Huckabee, ex gobernador de Arkansas, los 36 de John McCain, los cuatro del congresista, Ron Paul y, al final de la lista, el ex alcalde de Nueva York, Rudolph Giuliani, con un solo delegado.

En medio de una reñida contienda, donde no sólo está en juego el voto popular sino el respaldo de cientos de delegados , demócratas y republicanos deberán pasar una prueba de fuego el próximo 5 de febrero, en un supermartes electoral que se escenificará en un total de 22 estados, con una bolsa de 1678 delegados demócratas y 1029 republicanos en juego.

Del total de 4 mil 49 delegados demócratas, el ganador tendrá que alzarse con una cuota mínima de 2 mil 25 para ser nominado en la Convención del próximo mes de agosto en Denver, Colorado.

En el caso de los republicanos, el ganador de la contienda tendrá que alcanzar un mínimo de mil 191 de un total de 2 mil 380, para ser ungido como presidenciable en la convención de septiembre en Saint Paul, Minneapolis.

En este contexto, la intrincada contabilidad de delegados y la confusión creada por las sanciones impuestas a distintos estados —quitándoles delegados por haber adelantado el calendario de sus elecciones primarias— ha sido aprovechada tanto demócratas como republicanos para echar mano de una continua “guerra de cifras” con el fin de disputar el liderazgo de la carrera y tantear el número de delegados que, al final, acudirán a las Convenciones Nacionales.

Finalmente, en la lucha por la candidatura, los aspirantes buscan el respaldo de una maquinaria sin la cual es imposible hacerse con la nominación.

En el caso de los demócratas, la más importante cosecha de apoyos se ha decantado hasta el momento a favor de Barack Obama que, tras su arrolladora victoria en Carolina del Sur, ha conseguido un dramático reacomodo de fuerzas en el seno del Partido Demócrata y el apoyo del influyente clan de los Kennedy. Primero fue Caroline, la hija del asesinado presidente John, mientras que se espera que el anuncio público del respaldo del senador Ted Kennedy se realice esta mañana en un mitin con Obama en Washington.

Por lo que hace a los republicanos, las tres victorias consecutivas de John McCain en New Hampshire, Michigan y Carolina del Sur le han granjeado el apoyo crucial del gobernador de Florida, Charlie Cris y del senador por ese Estado, Mel Martínez. Estos apoyos han conseguido que la candidatura de John McCain haya escalado en la mayoría de las encuestas de cara al próximo 5 febrero.



Ver más @Univ_Mundo
comentarios
0