aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




‘Maniaco del martillo’ ofrecía vodka para matar

El Universal
Sábado 15 de septiembre de 2007
Ruso enfrenta juicio por 49 asesinatos, pretendía que fueran 64 sus víctimas

MOSCÚ (EFE/AP).— El asesino en serie conocido como el “maniaco del martillo”, Alexander Pichushkin, acusado de matar a al menos 49 personas, se negó ayer a declarar ante el juez en la segunda jornada del juicio que se celebra en un tribunal de Moscú.

“Quiero decir lo siguiente: aún no se han resuelto algunas cuestiones relacionadas con mi carácter y por ello hoy no voy a decir si soy o no culpable, y tampoco haré ninguna declaración”, dijo Pichushkin, citado por la agencia Interfax. Con anterioridad, su abogado, Pavel Ivánnikov, había subrayado que el acusado se reconocía culpable de sus crímenes cometidos entre 1992 y su detención, a mediados de 2006.

“Pichushkin reconoce todo lo que ha dicho la acusación. La cuestión es otra, las razones por las que cometió los asesinatos. ¿Hubo crueldad en sus actos? Posiblemente la hubo”, apuntó.

El fiscal de Moscú, Yuri Siomin, acusa a Pichushkin de “cometer una serie de asesinatos, en concreto 49, y tres intentos de asesinato”. “Un total de 46 hombres fueron asesinados, dos quedaron con vida (...), y también mató a tres mujeres e intentó asesinar a una cuarta” , añadió.

El acusado cometió todos sus asesinatos en el mismo lugar, el parque de Bitsa, en el distrito sur de Moscú, y siempre con un martillo.

No obstante, el maníaco insiste en que mató a 61 personas, y que su idea era llenar los 64 casilleros de un tablero de ajedrez.

Syomin dijo que les ofrecía vodka a sus víctimas y les pedía que lo acompañasen en un momento de dolor por la muerte de un perro que en realidad no existía. “Les daba de beber hasta que quedaban indefensos y luego los mataba”, expresó el fiscal.

Si se confirmaran esos 12 asesinatos, Pischushkin superaría al asesino en serie más famoso de la historia de Rusia, Andréi Chikatilo, más conocido como el “destripador de Rostov”, quien asesinó a 52 niños y mujeres jóvenes, a los que violaba, mutilaba y se comía partes de sus cuerpos.

Su primera víctima fue un amigo de la escuela, al que empujó por una ventana y la última, en junio del pasado año, fue una conocida.

Según la prensa, podría ser condenado a la pena de muerte, que se le conmutaría por cadena perpetua, ya que Rusia adoptó una moratoria sobre la pena capital en 1996.



Ver más @Univ_Mundo
comentarios
0