aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Robos merman ventas de LyFC

Noé Cruz Serrano| El Universal
Jueves 06 de agosto de 2009
Se pretende reducir la pérdida a 28% al cierre del sexenio

[email protected]

En el primer semestre del año, Luz y Fuerza del Centro (LyFC) no pudo reducir el índice de robo de energía eléctrica que se registra en el centro del país (que actualmente supera 32% del valor total de sus ventas), debido a “que en 2008 no se dieron las condiciones para ejecutar las acciones que se tienen previstas para la reducción de pérdidas”, de acuerdo con información de la empresa.

La Secretaría de Energía, Luz y Fuerza del Centro y el Sindicato Mexicano de Electricistas (SME) reconocen que sólo podrán reducir las pérdidas por robo a 28% sobre las ventas totales al cierre de la presente administración, es decir, apenas cuatro puntos porcentuales sobre el nivel actual y alcanzar el porcentaje que se registró en 2004.

En el Informe de Avance de los Indicadores de Desempeño 2009, correspondiente al periodo enero-junio, se establece que “será en lo que resta del año cuando se pueda cubrir el retraso que presenta el Programa de Reducción de Pérdidas no Técnicas del año pasado, a fin de cumplir con las metas”.

Mecanismos conocidos

Estas pérdidas se originan principalmente por las conexiones ilícitas en la red de baja y media tensión, así como por la manipulación de los equipos de medición, embestidas (cables colgados directamente a postes o instalaciones), alterar el medidor para evitar registro en el consumo, así como mala o deficiente facturación de parte de la empresa en los estados de Hidalgo, Morelos, Puebla, estado de México y Distrito Federal.

Al cierre de 2008, esas pérdidas representaron un monto de ingresos que deja de percibir la paraestatal por 16 mil millones de pesos anuales, merma que no se ha logrado reducir de manera relevante.

Con la meta de situar las pérdidas en 28% para 2012, LyFC estaría en condiciones de recuperar ingresos del orden de mil 972 millones de pesos (a los precios actuales), pero continuaría con pérdidas del orden de 14 mil millones de pesos.

Compromisos incumplidos

El crecimiento del robo de energía eléctrica es de tal magnitud que el gobierno federal condicionó, desde el año pasado, la entrega de recursos a la paraestatal y al Sindicato Mexicano de Electricistas a cambio de mejorar esta situación mediante un convenio de productividad. El convenio se suscribió en el marco de la revisión del Contrato Colectivo de Trabajo 2008-2010 y en la cláusula sexta establece que “el sindicato se compromete a coadyuvar con LyFC en el objetivo de disminuir las pérdidas de energía hasta alcanzar al 30 de noviembre de 2012 un nivel similar al resto del sector eléctrico nacional”.

El año pasado la empresa, argumentó que no dispuso de los recursos necesarios para la adquisición de los materiales necesarios para acelerar el programa de reducción de pérdidas y las acciones propuestas como la integración del Sistema de Supervisión y Control de Facturación y Cobranza, a pesar de que el 31 de julio del año pasado recibió autorización para un incremento presupuestal por 184 millones de pesos, recursos que serían destinados para este propósito.

Según la paraestatal, ese monto de recursos fue comprometido para el ejercicio fiscal 2009, aunque los resultados obtenidos en los primeros seis meses del año todavía no reflejan el efecto de ese aumento.

El avance es mínimo, tan sólo la paraestatal se propuso regularizar 469 mil servicios, pero a junio sólo logró regularizar 109 mil.

Otra parte de la estrategia es incorporar al sistema de control de facturación, es decir, técnicamente cobrar un porcentaje de cuentas especiales, entre las que se encuentran grandes empresas privadas y oficinas o dependencias gubernamentales del orden de 31.3%. Sin embargo, no se obtuvieron resultados en la primera mitad del año.

México sin petróleo

Ayer, el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, dijo que su país se convirtió en el segundo suplidor de petróleo de Estados Unidos, al tiempo que alertó que la producción de México “se viene abajo”.

El mandatario afirmó que pese a que Venezuela no ha aumentado sus exportaciones a Estados Unidos está ahora como segundo abastecedor, enviando alrededor de 1.2 millones de barriles diarios de petróleo.

Aseguró en rueda de prensa: “Nosotros no hemos incrementado el envío de petróleo” a Estados Unidos, lo que pasa es que México ahí está en orden decreciente, la producción mexicana se viene abajo”.

Chávez alertó que esos cambios que registra México pueden romper el equilibrio energético continental.

 



Ver más @Univ_Cartera
comentarios
0