"/> "/>

aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




"La ayuda no llega; sólo me dan largas"

Gladys Rodríguez| El Universal
Jueves 26 de octubre de 2006

LA PAZ, BCS.- "Otra vez me volví a mojar", dice don Vicente Gastélum Avilés, habitante de una de las colonias de alto riesgo de esta localidad.

Aunque en La Paz no se presentaron copiosos aguaceros, como en algunas zonas del municipio de Los Cabos y Mulegé, a causa del paso de la tormenta tropical Paul, a don Vicente sí le llovió, y mucho.

Eso comenta mientras compra un kilo de tortillas en la tienda de la colonia El Cardonal, donde vive desde hace 30 años.

Se dice fundador de esta comunidad, pero desde el devastador huracán Liza, que ocasionó la muerte de cientos de habitantes de la ciudad de La Paz, en 1976, a don Vicente le ha ido mal con los chubascos.

En esa ocasión, él lo perdió todo. Habitaba la colonia Guelatao y "no quedó nada en pie", por eso tuvo que irse a vivir a El Cardonal, junto con su esposa. Y allí, antes de poder construir, vivían bajo los árboles, posteriormente, lograron tener su casa, aunque con muchas dificultades y carencias.

Y entonces, hace seis años se quemó y hace cuatro falleció su esposa. Hoy, a sus 82 años de edad, afirma que en esta temporada de lluvias es cuando peor le va. "El techo de mi casa no sirve, las láminas están agujereadas, me entra toda el agua", dice preocupado.

Nuevamente tuvo que construir, y con muchos trabajos lo consiguió. Aunque es más pequeño, tiene un cuarto de unos 12 metros cuadrados, y a pesar de que es de concreto, no le sirve de nada porque no tiene techo. Estos días de intensa lluvia ha tenido que dormir en otro espacio, al que él le llama "retazo".

Ahí se "resguardó" del huracán John, que azotó a la entidad el 1 de septiembre y de la tormenta tropical Paul, "pero se me mojó todo, tengo hoyos por todas partes", comenta, mientras saca unas cuantas monedas para pagar.

Don Vicente platica que cuando tocó tierra John, él sí quería refugiarse. "Ya estoy grande y enfermo, me quitaron un riñón", pero la gente de Protección Civil estatal al parecer no lo escuchó, "seguramente como hacía mucho viento no me oyeron, pero yo les gritaba", asegura.

Afortunadamente, al pasar Paul frente a las costas de BCS, las lluvias en la zona donde vive no fueron muchas, comenta, pero a él de todas formas le afectaron. "No me quiero imaginar qué hubiera sido si nos pega", señala el hombre.

De cualquier modo, otra vez se le metió el agua a su casa, "se me hizo un lodazal", dice. Además, para poder dormir, ahora tiene que esperar a que se seque su colchón, "ahí lo tengo en el sol, pues no queda de otra".

Sudcalifoniano, originario del poblado de San Antonio, repite, una y otra vez -preocupado- que no sabe cómo le va a hacer si las lluvias continúan.

Asegura que ha solicitado ayuda en las oficinas de Atención Ciudadana, en el ayuntamiento de La Paz, pero no le han resuelto nada. Menciona que únicamente quiere unas 12 láminas para poder tener un techo que lo proteja del temporal.

Sin embargo, hay a quienes les han dado hasta 20 de ellas y "sin tener necesidad". Hace un mes, cuando azotó John a BCS, le dijeron que le darían el material y todavía no lo tiene. "Ahí me traen vuelta y vuelta nada más", señala don Vicente.

Aunado a sus problemas para construir una vivienda digna, con dificultades consigue alimentos para prepararse una comida. Sostiene que los 300 pesos que, cada dos meses, le proporciona el Programa Oportunidades, no son suficientes y las despensas que le da el gobierno estatal se le terminan muy rápido. "Hace tres meses que ya no tengo, quedaron de venir este mes, ya casi termina, y no veo claro".

Don Vicente dice que tendrá que ir nuevamente a pedir ayuda, aunque ya cada vez con menos ganas, pues "me dan muchas largas". Por eso tiene que buscar trabajitos por su cuenta, a veces consigue unos 20 pesos al limpiar un terreno, "pero ya estoy cansado".

Aún no termina la temporada de huracanes y de presentarse nuevamente precipitaciones, el agua volverá a hacer estragos en su casa, por lo que dice: "Ando apurado porque pueden venir otras lluvias, pero nadie me hace caso".



Ver más @Univ_Estados
comentarios
0