aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Ferriz sobresale en `Alerta en misa`

Redacción| El Universal
Domingo 01 de agosto de 2004
Fue llamado por el director para suplir a Aarón Hernán, se aprendió el papel en cinco días

Miguel Ángel Ferriz terminó muy agotado su primera función de Alerta en misa , la obra dirigida por Mario Muñoz y en la que comparte el escenario con Luis Roberto Guzmán.

Apenas hace una semana, Ferriz fue llamado por el director para suplir a Aarón Hernán, quien interpretó el papel de Nicolás en las primeras cuatro semanas; pero que debió abandonar la obra por razones de salud.

De lunes a viernes de las semana pasada, Ferriz aprendió el texto, lo ensayó y lo puso con ayuda de Mario Muñoz. Al final de su primera función ofrecida el pasado viernes, Ferriz dijo: "Estoy muy cansado porque montar un papel en cinco días fue exahustivo. Además, sigo dando clases de teatro y eso ocupa todo mi tiempo".

Por su parte, el director dijo que la participación del actor demuestra su gran profesionalismo y capacidad histriónica, ya que Alerta en misa es una obra que requiere de mucho esfuerzo.

"Cuando leí el texto original casi me caigo de la mesa, me pareció conmovedor, el humor no ha caducado y el texto contiene un ritmo impecable". Muñoz señaló además que la adaptación de esta puesta es muy fiel al texto original Escrita por Bill C. Davis y montada por primera vez en mayo de 1980 en Nueva York, Alerta en misa cuestiona algunos aspectos de la iglesia católica a partir de la relación que se establece entre un seminarista y un sacerdote conservador.

El público interactúa de una manera pasiva, ya que el escenario los coloca en la posición de feligreses escuchando misa.

El público que asistió a la función del pasado viernes recibió con entusiasmo a Miguel Ángel Ferriz. Así que el cansancio del histrión encontró su recompensa en el aplauso del público, según el propio Miguel Angel Ferriz. "Valió la pena porque el recibimiento fue maravilloso y eso me hace sentir contento y agradecido".

A pesar de que el montaje aborda temas sobre los que iglesia católica guarda silencio o incluso llega censurar, como el celibato, el director Mario Muñoz aseguró que en realidad no es una denuncia contra la jerarquía ecleciástica: "A mí me movió como persona, me hizo pensar mi vida y preguntarme si he hecho las cosas bien o mal, a repensar las decisiones que he tomado".

En ese sentido el director entiende el texto como un cuestionamiento fuerte pero divertido. "Parece que primero te hace cosquillas y luego te clava el puñal; la gente viene para reflexionar sobre sí misma más que por la polémica".

Esta es la primera obra que dirige Muñoz, quien hasta ahora había trabado en campañas publicitarias y en la producción y dirección de algunos cortometrajes. El reto resultó mayor puesto que Alerta en misa ya había sido montada en México por José Luis Ibáñez en 1984 con las actuaciones de Augusto Benedico y Enrique Álvarez Félix. La diferencia entre ambas versiones reside, según Muñoz, en la traducción.

Antes de retirarse de la obra por motivos de salud, Aarón Hernán había declarado que eran montajes totalmente distintos. La aseveración tiene autoridad porque Hernán participó de aquella puesta de Ibáñez, en la que interpretaba el mismo papel de Nicolás durante las giras que realizaron por el interior de la República.

"No es la misma. Se presenta incluso en el mismo lugar donde se estrenó hace veinte años (La Capilla del Centro Cultural Helénico) pero esta adaptación es más cercana a la realidad mexicana".

Además señaló que "plantea con mucho respeto temas que a veces no quiere abordar la iglesia, así que la gente tendrá su propia opinión de esos asuntos, pues la obra no intenta más que hacer una reflexión, un autoanálisis sobre la propia vida, la idea es hacer pensar a la gente y ellos tomarán su decisión".



Ver más @Univ_espect
comentarios
0