aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




América es reducido a una caricatura

Arturo Salgado Gudiño| El Universal
Sábado 03 de marzo de 2007
El América quedó reducido a una caricatura que arrastra el prestigio forjado a través de 90 años de historia. Prestigio que en apenas un par de meses, los dirigidos por Luis Fernando Tena se han encargado de reducir a una serie animada

El América quedó reducido a una caricatura que arrastra el prestigio forjado a través de 90 años de historia. Prestigio que en apenas un par de meses, los dirigidos por Luis Fernando Tena se han encargado de reducir a una serie animada, en lugar de "mejorar con rapidez", como el timonel lo prometió en agosto de 2006.

Nada más recordar la eliminación ante Chivas en la Liguilla pasada, la humillación en el Mundial de Clubes, al ser goleados 4-0 por Barcelona y la derrota ante el modesto Al Ahly, de Egipto, para ser relegado hasta el cuarto puesto de un torneo que presumían irían "a ganar", al menos esas fueron las palabras de su presidente Guillermo Cañedo.

Eso sin contar su más reciente gracia: una goleada de 4-1 en contra, en el mismo Estadio Azteca ante el "temible" Libertad paraguayo, nada más la peor derrota de un equipo mexicano en el certamen continental jugando como local.

Irónico o no, pero en plena presentación de la nueva licencia que permitirá a los personajes de la Warner Bros. vestir el uniforme del Club América, los emplumados viven un momento para temer como nunca correr la misma suerte que persigue en cada episodio de las series animadas al Pato Lucas.

Pedro Portilla, vicepresidente del conjunto amarillo, se resiste a llamar crisis a una situación que empeora conforme pasan los meses y se ha limitado a decir que la actuación del jueves ante el Libertad fue simplemente un "muy mal partido... Es muy pronto para hablar de una crisis deportiva".

Aunque el directivo ni siquiera se atrevió a desmentir que derrotas como ésta merman el prestigio de la institución, y sólo articuló: "Tenemos la oportunidad de demostrar que América es un equipo que está para competir y ganar la Copa".

De refuerzos ni hablar. América se ha encargado de manosear extranjeros que van y vienen por Coapa, algunos a petición de Luis Fernando Tena, como Matías Vuoso, quien pasó sin pena ni gloria, o despedir a otros a petición del mismo Luis Fernando, como Claudio López, argentino que ayudó a conseguir una Liga, un Campeón de Campeones y un Campeonato de Concacaf.

Peor si se mencionan los casos de los argentinos Daniel Bilos y Andrés Carignano, quienes debían reforzar las líneas amarillas en este 2007, ambos impuestos a Luis Fernando, lo mismo que el ecuatoriano Luis Fernando Saritama.

No hay duda, América es una caricatura y ha rebasado su límite, por lo que todo indica que no hay margen para un error más: y sigue el Pachuca.



comentarios
0