aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




“De Paraísos e infiernos” o el arte como una droga

Karina Avilés Leal| El Universal
Domingo 24 de febrero de 2013
De Parasos e infiernos o el arte como una droga

TODO ARTE ES POLÍTICO. Imaginar, pensar y presentar ideas a la gente, en forma de creaciones críticas, expresa una clara posición, dice el pintor y escultor. (Foto: )

El suizo Urs Jaeggi exhibe en la Casa de la Primera Imprenta de América obras realizadas bajo los influjos del jazz

Clínica de Periodismo

Bajo la premisa de que el “arte es una droga”, el pintor y escultor suizo Urs Jaeggi, presentó su exposición De paraísos artificiales e infiernos, donde aborda la inspiración y la problemática que genera el uso de estupefacientes.

Las pinturas y dibujos incluidos en la exhibición que presenta la Casa de la Primera Imprenta de América, de la UAM, se realizaron bajo los efectos de una droga especial: el jazz, música “libre y rítmica que busca el desborde, el éxtasis, el despertar de fases desconocidas del inconsciente, tanto en mí como en el visitante”, señala el artista.

Urs Jaeggi prefiere el jazz negro que la música clásica, ya que el ritmo lo hace bailar, pintar y dibujar, entrar en trance y logra llevarlo a un estado casi inconsciente.

De paraísos artificiales e infiernos muestra las dos caras del uso de las drogas, por una parte el encuentro de espacios desconocidos, el arte como liberación, y por otro, las consecuencias de su consumo: destrucción de la personalidad, desmembramiento de la familia y el poder del narco en la sociedad.

El artista señala que el uso de alucinógenos para la creatividad, está presente en el mundo de los intelectuales. “En mi generación era el alcohol. Todos los grandes escritores fueron alcohólicos y yo sé de muchos colegas que tuvieron que utilizar el alcohol para inspirarse”.

“Me interesan las posibilidades que las drogas generan en el artista, cambian la realidad, los hace ser más imaginativos, más libres. El arte es una droga sana, como la poesía o la música y la danza, si se impulsa a todo mundo a ver, escuchar e imaginar”, comentó Jaeggi.

Para el pintor suizo es absurdo que la mariguana no sea legal; opinó que se debe liberar poco a poco la venta de drogas prohibidas, en lugar de invertir en una lucha corrupta y perdida. Al presentar la muestra en el recinto en el Centro Histórico dijo que la solución es una cooperativa libre, aunque el problema es organizar la distribución sin la intervención de narcotraficantes.

En cuanto al arte, señaló que esté no debe estar limitado a una élite y que todos pueden ejercerlo, no hace falta de una institución, sino que se requiere creatividad. Opinó que debe ser más independiente del mercado y no sólo estar de los museos para que de esta manera el artista pueda ser más libre.

Las obras contenidas en De paraísos artificiales y de infiernos fueron realizadas en siete días, bajo los influjos de la música y el baile; la muestra estará abierta al público hasta el 30 de abril en la Casa de la Primera Imprenta de América, ubicada en Lic. Primo Verdad 10, esquina Moneda, Centro Histórico.



Ver más @Univ_Cultura
comentarios
0