aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Universidad del Claustro premia la labor de Estela de Carlotto

Abida Ventura| El Universal
Miércoles 09 de noviembre de 2011
Universidad del Claustro premia la labor de Estela de Carlotto

CEREMONIA. Patricia Vacanarvaja (izquierda), embajadora de Argentina en México; Carmen Beatriz López Portillo, rectora de la UCSJ; la galardonada Estela de Carlotto, y Sandra Lorenzano, vicerrectora de la Universidad. (Foto: MARIO GUZMÁN EFE )

La institución abre cátedra de derechos humanos y entrega la presea Sor Juana Inés de la Cruz a la presidenta de las Abuelas de Plaza Mayo, de Argentina, por su trabajo social

[email protected]

En reconocimiento a su valentía, amor y compromiso en defensa de los derechos humanos, la paz y la justicia, Estela de Carlotto, presidenta de las Abuelas de Plaza de Mayo, recibió ayer la presea Sor Juana Inés de la Cruz, máxima distinción que confiere la Universidad del Claustro de Sor Juana (UCSJ).

En colaboración con la Embajada Argentina, la UCSJ inauguró además la Cátedra de Derechos Humanos Abuelas de Plaza de Mayo. Iniciativa que, según Carmen Beatriz López-Portillo, rectora de la Universidad, pretende la creación de un banco de datos genéticos como el que existe en Argentina y que ha permitido identificar a las personas desaparecidas durante la dictadura.

En el caso de nuestro país, explicó, se hace en un momento en que la cifra de muertos por la guerra contra el narcotráfico asciende a casi 50 mil, entre los que se encuentran cerca de mil 400 jóvenes.

“Se hace para crear conciencia de los Derechos Humanos en nuestro país, sobre todo cuando en los últimos años ya hay cerca de 50 mil muertos, y en donde mil 400 chicos han muerto como daño colateral en esta lucha brutal que tiene nuestra sociedad”, comentó en entrevista Carmen Beatriz López-Portillo.

“Con la instauración de esta cátedra tenemos una serie de propuestas, una de ellas es la creación de un banco de datos de ADN en México, que nos permita el reconocimiento de algunos sobrevivientes y podamos identificarlos, tal como lo han hecho las Abuelas de Plaza de Mayo en Argentina”, agregó.

Las Abuelas de Plaza de Mayo iniciaron hace 34 años su lucha para recuperar a más de 500 niños secuestrados, desaparecidos y apropiados por el gobierno, durante la última dictadura militar en ese país del Cono Sur. Hasta ahora, destacó López Portillo, gracias a sus esfuerzos han logrado recuperar a 105 nietos y el establecimiento del Banco Nacional de Datos Genéticos.

“Otorgar el reconocimiento en un momento como este a las Abuelas, de alguna forma nos permite tener una esperanza respecto a lo que está pasando en México”, dijo López-Portillo, quien destacó que esta ONG constituye un símbolo de la lucha por el respeto a los derechos humanos.

En el marco de la instauración de esta Cátedra, la Universidad del Claustro de Sor Juana, institución que otorga la primera licenciatura en Derechos Humanos y Gestión de Paz en México, organizará un encuentro internacional de antropología forense y estudios genéticos ligados a los derechos humanos, que detonará en la creación del banco de ADN.

A favor de los derechos humanos

Mientras tanto, dijo López Portillo, la Universidad ya ofrece actividades culturales en torno a los Derechos Humanos, como la muestra dedicada al obispo de Chiapas Samuel Ruiz, recientemente fallecido.

“Es una exposición que armamos para rendir un homenaje a Don Samuel Ruiz por la lucha que hizo en favor de los pueblos de los Altos de Chiapas, porque protegió a estas comunidades indígenas tras el levantamiento zapatista de 1994”, comentó Carmen Beatriz López-Portillo.

Por su parte, la escritora de origen argentino y Vicerrectora Académica de la UCSJ, Sandra Lorenzano, celebró la labor vinculada a los Derechos Humanos que se realiza en Argentina, en especial la que realizan las Abuelas de Plaza de Mayo.

“Este es un momento privilegiado, porque al trabajo de diversos organismos de derechos humanos se ha sumado el liderazgo indiscutible de las diversas instancias de gobierno”, comentó Lorenzano.

López-Portillo expresó su admiración por la señora Estela de Carlotto, a quien calificó como un “ ejemplo de entereza, de integridad”, y que permite pensar en que todavía hay esperanza. “Cuando uno piensa que ella ha sufrido mucho con la pérdida de su hija Laura y la de su nieto, que aún no ha encontrado, y que ha hecho de esto una lucha y lo ha transformado en amor, es simplemente admirable, es un ejemplo para continuar en la lucha por los derechos humanos, desde el amor y el respeto”, dijo.

“Para nosotros es un privilegio tenerla aquí y darle el reconocimiento. Es un ejemplo de entereza, de integridad, de coherencia”, agregó.

Carmen Beatriz López-Portillo destacó que dentro de los grupos involucrados en la exigencia de justicia y el cuidado de la memoria destaca el papel desempeñado por las Abuelas de Plaza de Mayo, líderes indiscutibles en términos tanto éticos como políticos, quienes han realizado un excepcional trabajo de recuperación de los niños desaparecidos por el gobierno militar en Argentina.



Ver más @Univ_Cultura
comentarios
0