aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Agenda Alternativa | Javier Lozano

Así nos ven (también)



COLUMNAS ANTERIORES

Ya comentaba en este mismo espacio sobre la evaluación que respecto de nuestras autoridades en materia de telecomunicaciones hacen en el exterior. Así, reflejaba que mientras la Subsecretaría de Telecomunicaciones de Chile se hacía acreedora al pr...

Lunes 16 de febrero de 2004

Así nos ven (también)

Así como unos nos ven mal, otros nos ven bien. La OCDE afirma que la Comisión Federal de Competencia ha desarrollado una extraordinaria labor en los últimos años y apunta algunas recomendaciones para consolidar la competencia en México

Ya comentaba en este mismo espacio sobre la evaluación que respecto de nuestras autoridades en materia de telecomunicaciones hacen en el exterior. Así, reflejaba que mientras la Subsecretaría de Telecomunicaciones de Chile se hacía acreedora al premio a la excelencia en el sector para la región de Latinoamérica, otorgado recientemente por Pyramid Research, nuestro país ni siquiera había figurado entre los nominados (los otros casos fueron de Brasil, El Salvador y Perú).

De la misma manera, según el reporte Networked Readiness Index 2003-2004, publicado por el Banco Mundial y el Foro Económico Mundial, México ocupa el lugar número 44 en cuanto a al aprovechamiento de las tecnologías de la información y la comunicación mientras que, al revisar el reporte con detenimiento, se observa que nuestro país alcanzó un lejano lugar 59 (de 102 evaluados) al considerar sus políticas públicas, programas, regulación y autoridades relacionadas con el impulso a dichas tecnologías.

Pues resulta que en días pasados se anticipó lo que habrá de ser un nuevo reporte de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) en materia de competencia económica en México.

Así, Frédéric Jenny, presidente del Comité sobre Competencia de dicha organización, adelantó parte del contenido de ese reporte al afirmar que la Comisión Federal de Competencia de México (CFC) ha ayudado significativamente a mejorar el ambiente de competencia en la economía en los últimos cinco años.

Al comparar al caso mexicano con el de otras agencias como las de Italia y Japón, la OCDE concluyó que México tiene una ley bien concebida y estructurada, y que la CFC ha madurado notablemente desde su creación en 1993, convirtiéndose en un órgano con credibilidad y respetabilidad, gracias a sus múltiples y visibles logros en la materia.

Dice el reporte que la CFC desarrolla su misión conforme a los mejores principios y prácticas internacionales y con los más elevados estándares de servicio público a pesar de los recursos limitados con que cuenta y del ambiente adverso prevaleciente todo lo cual le ha permitido avanzar en una auténtica promoción de la competencia en México.

Y es que, sigue diciendo Jenny, una competencia vigorosa provoca en cualquier latitud que las empresas produzcan más y mejor, además de que propicia que los recursos sean aplicados en forma más eficiente.

Sin embargo, Frédéric Jenny destacó que aún quedan algunos aspectos importantes por cubrir en México para consolidar el proceso de competencia. Así, sugiere que se dote a la CFC de instrumentos para asegurarse de que las multas que imponen sean realmente cubiertas ante la Tesorería de la Federación; que se revise la legislación en materia de amparo para integrar un órgano especializado en materia económica que no ceda con tal facilidad a las presiones de los distintos agentes para así no otorgar la suspensión del acto reclamado a las primeras de cambio; que la CFC tenga una voz autorizada y más fuerte ante otros órganos o agencias regulatorias en el país y que éstas tengan la obligación de responder públicamente a las recomendaciones de aquélla; que pueda la CFC revisar problemas estructurales de los mercados para evitar posibles o eventuales prácticas monopólicas y que pueda actuar más de motu proprio ante evidencias de dichas prácticas; que los comisionados de la CFC sean ratificados por el Senado de la república y que su presupuesto se otorgue por partida separada del Poder Ejecutivo, además de que sus recursos deben aumentar ante la evidencia de que, paradójicamente, entre más asuntos por atender han sumado en el pasado reciente, el presupuesto que les ha sido asignado ha tenido un comportamiento decreciente.

En suma, la OCDE felicita a México, y a la Comisión Federal de Competencia en concreto, por sumar logros, confiabilidad y respeto en un ambiente no necesariamente propicio para ello. Y las recomendaciones que nos hacen para mejorar las condiciones de competencia tienen que ver con el fortalecimiento y autonomía de la Comisión, no con su desmantelamiento.

Más aún, la mejora regulatoria de la que habla la OCDE tiene que ver con cambios en la Constitución y en la ley, y no meramente en los reglamentos de las instituciones. Y sí, califica muy bien a quien lo merece, mientras que Pyramid Research, el Banco Mundial y el Foro Económico Mundial califican muy mal a quien también lo merece.



Posdata

¿No sería mucho más sano para el país concentrarnos en los temas que requieren hoy de toda nuestra atención en lugar de andar especulando con las elecciones del 2006? ¿No se dará cuenta la señora Marta del daño que está causando a Vicente Fox y el debilitamiento que cotidianamente propina a la institución presidencial con su empecinamiento por buscar a destiempo una candidatura respecto de la cual no tiene el más mínimo mérito?

Presidente del Instituto del Derecho de las Telecomunicaciones, A.C.

[email protected] / www.idet.org.mx



PUBLICIDAD.