aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Califican de ‘bomba de tiempo’ al paradero de Cuatro Caminos

Rebeca Jiménez| El Universal
Lunes 27 de agosto de 2007
En condiciones de alto riesgo, más de 100 mil pasajeros usan a diario el paradero del Metro Cuatro Caminos, pues más de mil 500 comerciantes ambulantes obstruyen accesos con sus mercancías, anafres y tanques de gas, además de que producen siete toneladas de basura al día

NAUCALPAN, Méx.— En condiciones de alto riesgo, más de 100 mil pasajeros usan a diario el paradero del Metro Cuatro Caminos, pues más de mil 500 comerciantes ambulantes obstruyen accesos con sus mercancías, anafres y tanques de gas, además de que producen siete toneladas de basura al día.

La maraña de cables y diablitos, con que los comerciantes se cuelgan de la red eléctrica, la utilización de más de 80 cilindros de gas, desde tanques estacionarios hasta de cinco kilos, y la obstrucción de los accesos al Metro, hacen de este paradero una bomba de tiempo.

Así lo señaló el administrador del lugar, Martín Canto; indicó tener un censo de mil 500 vendedores en la terminal , donde operan 67 rutas de camiones, combis y microbuses, con 670 unidades, que diario llevan a más de 60 mil pasajeros al Metro.

Basura y oscuridad en 22 andenes del Metro donde hay 128 lámparas descompuestas hacen del lugar refugio de roedores y delincuentes.

El peligro se palpa en este paradero entre el laberinto de puestos, olores putrefactos y los manotazos que arrancan aretes, cadenas, bolsas y carteras a usuarios del Metro y del paradero, pero sólo se denuncias 31 robos con violencia al año.

La mayoría de afectados no denuncian por ignorar que ahí hay una agencia del Ministerio Público Metropolitana y por miedo a enfrentar a ladrones, dijo el administrador.

Robo de agua y luz

Los ambulantes roban la electricidad y el agua potable; por ello, Luz y Fuerza del Centro (LyFC) y el Organismo de Agua Potable de Naucalpan (OAPAS) hacen operativos para cortar energía y cerrar tuberías.

El 23 de agosto, LyFC cortó y quitó miles de metros de cables y diablitos a más mil informales.

Antes, el OAPAS cerró cinco tomas matrices de donde robaban el agua decenas de vendedores, entre ellos un negocio de baños públicos, cocinas y expendios de fritangas, informó el director de OAPAS, Jaime Alvarez Paczka, quien además indicó que este organismo inició una denuncia penal contra quien resulte responsable por el robo del líquido.

A su vez, Raúl López González, dirigente de la Agrupación de Comerciantes Ambulantes y Semifijos del Estado de México (ACASEM), reconoció que en este paradero más de 450 puestos se colgaban de la red eléctrica y 78 locales tenían retraso en el pago de agua potable.

El corte eléctrico por dos días, indicó el dirigente, llevó a la pérdida total de mercancías, pues se echaron a perder lácteos y comida; en tanto, otros no pudieron prender computadoras que alquilan, hornos de microondas y aparatos que venden.

Los comerciantes del Metro Cuatro Caminos afirman haber llegado a un convenio con Luz y Fuerza reconectarse: primero pagarán un adeudo de un millón de pesos y una cuota fija de 40 mil pesos al mes, para 450 comercios fijos y semifijos.

En cuanto al agua potable, dicen un contrato único que ampara 78 locales colindantes con la calle de Ingenieros Militares. OAPAS ofreció un convenio para un pago inicial de 14 mil pesos para reinstalar el servicio y cubrir una deuda de 46 mil pesos”, afirmó Raúl López.



comentarios
0